Sermón 3 de marzo 2013: Donde está la Presencia del Señor los demonios huyen

A propósito de Sermones
[Roberto Miranda]
  • Presenter: Roberto Miranda
  • Fecha: March 3, 2013
  • Ubicación: Congregación León de Judá, Boston MA

Claramente el Señor me dice: "Háblales de Mi Persona, levántame a Mí" hablando de Jesucristo "levántame a Mí sobre la ciudad. Yo quiero limpiar la ciudad, Yo quiero extender Mis brazos." Me viene a la mente ahora mismo la imagen de Jesús en el monte orando por Jerusalén, yo me imagino que Él estaba mirando hacia Jerusalén y orando por esa ciudad diciendo: "Jerusalén tú que apedreas a tus profetas, cómo quise cubrirte como la gallina cubre a los polluelos y no quisiste." El Señor quiere cubrir nuestra ciudad con Su sombra, quiere cubrirla con Su Nombre.

Si las ciudades, si las naciones, si las familias, si las comunidades, los grupos étnicos, los vecindarios invitan a Jesucristo a tomar control y le dicen no a Satanás y repudian las obras del diablo el Señor va a entrar y va a hacer obrasa de limpieza que ninguna institución, ningún otro poder puede hacer. ¿Cuántos creen eso?. Dios quiere bendecir familias, Dios quiere romper los lazos del diablo.

Detrás de toda maldad, de toda obra de maldad de toda adicción, de toda neurosis hay un poder demoníaco que quiere hacer daño en la vida de los seres humanos y se requiere al Hijo de Dios que dice la Biblia que vino al mundo para deshacer y destruir las obras del diablo y las naciones necesitan, yo creo que es el tiempo en que Dios quiere que las naciones enteras, naciones enteras se conviertan a Cristo. Yo creo que los tiempos que Dios tiene por delante para esta humanidad antes de que venga Cristo ya finalmente en toda Su Gloria a ponerle fin a la historia va a haber una visitación de Dios que va a ser como un tsunami, va a ser una tormenta que va a cubrir la Tierra y por un momento la gloria de Dios se va a ver en las naciones.

Yo lo siento así y nosotros tenemos que estarnos preparando para eso y anunciando que Jesús quiere entrar a nuestras ciudades y limpiarlas. Las arañas venenosas que controlan esta ciudad van a huir cuando el poder de Cristo entre y nuestra parte es sembrar y preparar ese escenario para la manifestación del poder de Dios y yo creo que según nosotros nos atrevamos a creer y nos lancemos en fé como lo estamos haciendo y lancemos las redes en el Nombre del Señor vamos a tener una cosecha y una pesca verdaderamente sobrenatural, milagrosa, tenemos que atrevernos y ver esa imagen de Cristo.

Y yo creo que este pasaje aquí nos habla acerca de eso precisamente déjenme leerlo con ustedes, capítulo 13 Lucas versículo 10 dice que el Señor estaba enseñando en una sinagoga en el día de reposo lo voy a exponer así mientras voy, voy a usar mi propio bosquejo del mismo pasaje. Dice que el Señor estaba enseñando en una sinagoga en el día de reposo. Lo primero que yo veo aquí es que antes que ese gran milagro se de de Jesucristo que Él va a hacer con una mujer muy especial que está oprimida por el diablo Él estaba enseñando.

Fíjese: hay un orden aquí de manifestaciones de la naturaleza de Jesús. Primero está Su ministerio de enseñanza y luego está Su ministerio de milagros y de poder. Yo creo que ese es el orden que tiene que seguirse en las iglesias y en nuestras vidas. Primero es la Palabra, primero es instruir al pueblo en la Palabra de Dios, en los principios del Reino de Dios, en las verdades del comportamiento, las verdades espirituales que permiten una plataforma para que Dios obre en nuestras comunidades. Tenemos que enseñarle a nuestros hijos a ser cristianos temerosos.

Yo aplaudo ese esfuerzo que se está haciendo con esos jóvenes de universidad para instruírlos en la Palabra del Señor. A mí no me importa cómo llegue la Palabra, si llega a través de grupos así reuniéndose, lo importante es que reciban la Palabra, si esos jóvenes van a recibir la Palabra allí sentados entre ellos comunicando con buena dirección qué importa que lo hagan aquí o allá, lo importante es que esa Palabra alcance.

Yo creo que la Palabra de Dios es la respuesta a todas las necesidades. Si la Palabra de Dios entra, digo eso porque hay iglesias y movimientos que ponen antes que la Palabra inclusive las manifestaciones de los dones y todo se va en una especie de sensacionalismo y de espectáculo donde se cree que hay que fabricar unas supuestas manifestaciones sobrenaturales para que la gente venga y se descuida la Palabra del Señor.

La Palabra tiene que ser la base de nuestras vidas. Yo les animo hermanos a conocer la Palabra, a estudiar la Palabra, estas clases de discipulado que tenemos, otros recursos son bien importantes. A sus hijos instrúyalos en la Palabra, ustedes sean consumidores de la Palabra del Señor porque en la Palabra usted va a encontrar la respuesta que usted necesita para su vida. En la Palabra de Dios usted va a encontrar consejo e instrucciones para su matrimonio, para cómo educar a sus hijos, cómo conducir sus finanzas. Cuando la Palabra de Dios entra ricamente en la mente y en el corazón de la gente esa Palabra por fuerza empuja y saca todo lo que es contrario a ella.

La física dice que dos objetos no pueden ocupar un mismo espacio simultáneamente. Cuando la Palabra del Señor entra al corazón y la mente de una familia todo lo que es demoníaco, todo lo que es contrario, todo lo que es neurótico tiene que huir e irse para que la Palabra pueda encajarse. El Señor Jesucristo dijo conoceréis la Verdad y la Verdad os hará libres. Muchas veces cuando la Palabra entre a tu vida y entre a tu familia no se va a dar una gran liberación espectacular pero la liberación se va a dar por fuerza simplemente natural de la Palabra de entrar a tu vida.

Yo creo que hay muchas maneras de que se de una liberación en una persona, no tiene que ser una persona tirada ahí en el piso echando baba por la boca y los ojos dándole vueltas en las cuencas. A veces la liberación viene simplemente porque una persona le entrega su vida al Señor, le dice no a la maldad que hay en ellos, cree la Palabra del Señor y el diablo tiene que huir.

Mire aquí esta mujer. Esta mujer está endemoniada, está enferma físicamente. Si ustedes leen el pasaje y lo pueden poner ahí mientras yo vaya hablando, el Señor está enseñando en esta sinagoga instruyendo con la Palabra y hay una mujer allí que está dice "con un espíritu de enfermedad". Está enferma pero no está enferma simplemente biológicamente, la enfermedad que ella tiene la dobla completamente con su cabeza mirando hacia el piso encorvada, es una mujer encorvada de una manera terrible. La palabra que se usa en griego es suncuopto que quiere decir que estaba como doblada sobre sí misma.

Yo he visto uno o dos casos de personas caminando por la calle así totalmente encorvados y doblados en la cintura mirando para abajo porque su espina dorsal se ha deformado y no pueden levantarse. Y no es que esas personas necesariamente tuvieran un espíritu demoníaco, esta mujer en particular tenía un espíritu de enfermedad pero nadie se percataba de eso, parecía simplemente una enfermedad. Hoy en día dirían que tenía osteoporosis por ejemplo, huesos frágiles y huecos que han perdido su calcio y por lo tanto no tenían la fuerza para sostenerla, eso es la parte biológica pero no, detrás de eso había una enfermedad demoníaca.

Y fíjese algo interesante que el Señor la libera pero Él no ataca al demonio. Esta liberación no se da por medio de una reprensión como se da por ejemplo con el endemoniado gadareno que es otro pasaje donde hay un hombre poseído de demonios de tal manera que está loco completamente, rompe cadenas, habita en los cementerios. A veces el diablo se puede manifestar de una manera espectacular pero a veces Satanás manifiesta su obra en nuestras vidas a través de formas muy poco espectaculares. A través de la neurosis, a través de la enfermedad, a través de problemas generacionales, a través de sensualidad, ataduras mentales, deformaciones de todos tipos, una cantidad de formas pero muchas veces detrás de eso está la obra del diablo.

Satanás quiere por ejemplo mantener por ejemplo familias enteras encadenadas y si usted estudia sociológicamente familias enteras usted puede ver por décadas y décadas y décadas, lo que pasa es que esos estudios no se hacen normalmente uno está en su generación pero a veces no sabe, después de la generación del abuelo uno no sabe qué hubo detrás pero si hubiera alguien que pudiera hacer un estudio a largo plazo longitudinal en varias generaciones usted podría ver la repetición de las mismas cosas. Divorcio, enfermedad, cáncer, demonización, incesto, ignorancia, pobreza, maldiciones de todo tipo, brujería, santería, espíritus demoníacos que mantienen enteras generaciones bajo el poder del diablo.

Los sociólogos dicen: ah eso se debe a cuestiones como falta de dinero, pobreza, falta de educación pero detrás de eso ¿qué? detrás de eso hay poderes muchas veces demoníacos que están haciendo su obra.

El caso es que el caso de esta mujer era eso ella no parecía endemoniada. Estaba en la iglesia, estaba en una sinagoga, dice que el Señor estaba enseñando un día como si fuera un domingo y esa señora estaba allí doblada en una forma absolutamente espectral, horrorosa. Llevaba 18 años en esa condición. El Señor la llama: "una hija de Abraham". Al final de este relato si usted lo lee en Lucas 13 el Señor dice: "Y esta hija de Abraham que estaba oprimida por Satanás por 18 años".

Era una hija de Dios, quizá una sierva del Señor sin embargo oprimida por un espíritu demoníaco. Hay gente que se sorprende cuando se dice que una persona puede ser cristiana y estar oprimida. Yo los he conocido. Yo he conocido gente bautizada, que aman al Señor, que diezman y en un momento dado se revela que hay una opresión demoníaca en sus vidas. Yo no tengo ahora mismo el tiempo para enseñarles teológicamente por qué eso es posible pero sí es posible y nosotros tenemos que asegurarnos que en nuestras vidas nosotros estemos sanados completamente. Para mí la mejor manera de uno sanarse totalmente y de deshacer de la forma más orgánica y más natural posible las obras del diablo y la autoridad de Satanás en nuestras vidas es llenándonos de la Palabra del Señor.

Que en nuestros hogares la Palabra del Señor corra ricamente sacando tiempo para tener nuestros devocionales por la mañana orando, alabando al Señor, congregándonos, sirviendo al Señor, conociendo los principios espirituales que rigen la vida humana. La Palabra de Dios está llena de leyes, reglamentos, principios, preceptos, mandamientos que son para la vida de las naciones, las comunidades, los seres humanos, las familias y si nosotros nos dedicamos a estudiar la Palabra no habrá lugar para Satanás.

Porque lo que les decía es que el Señor no entra en controversia con el espíritu que está aquejando a esta mujer. Fíjese que en el caso del endemoniado gadareno el Señor tiene una confrontación frontal con los demonios, los poderes demoníacos que están en este hombre y los saca fuera y en una forma espectacular se van, se meten en una manada de cerdos y se tiran por el mar, qué cosa más espectacular que esa. En este caso el Señor simplemente se dirige a la mujer y le dice: mujer eres libre. Los demonios simplemente son irrelevantes en este caso porque donde Cristo da una palabra de liberación y de vida los demonios tienen que huir.

Donde está la Presencia del Señor los demonios huyen. Donde está la adoración a Dios, donde hay un hogar consagrado al Señor, donde hay un padre, una madre orando por sus hijos consagrando su casa al Señor viviendo según principios bíblicos del orden del Reino de Dios, donde hay una madre poniendo manos sobre sus hijos, padres dando buen ejemplo a sus varones de cómo se vive bien estudiando la Biblia para encontrar los principios de la Palabra, esas casas van a ser bendecidas y el diablo no va a tener lugar.

La Biblia dice que: "las armas de nuestra milicia no son carnales sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas". El apóstol Pablo dice que: "El Evangelio no consiste en palabras sino en poder de Dios para salvación de todo aquél que cree." Yo creo en el poder de la Palabra.

Yo les digo a ustedes hermanos es bueno, todas las demás cosas son muy importantes. Pero lo más importante es que la Palabra de Dios llene tu vida, cómprate una Biblia si no la tienes, no digas que: aw yo no puedo leer, no entiendo. Comienza, pídele al Señor que te ilumine. Mi madre no era una mujer altamente educada pero cuando entró el Evangelio a su vida ella se convirtió en una consumidora de la Palabra del Señor y la sabiduría llenó su espíritu. Y yo he conocido así ancianitas hermano que yo me sentaría en cualquier momento a sus pies antes que sentarme ante uno de los sabios de este mundo porque tienen la bendición y la unción de Dios en su vida, tienen sabiduría práctica. Se han ganado sus familias, se han ganado sus hogares, se han ganado sus matrimonios, han dejado nietos y bisnietos convertidos al Señor Jesucristo porque el poder de Dios estaba en ellas, porque la Palabra del Señor obraba en ellos.

Y yo quiero ver hombres así mismo también en esta Congregación. Hombres no le dejen a su esposa la tarea de bendecir el hogar con la oración y con un liderazgo. Dios quiere que seas un líder espiritual en tu familia, en tu casa. No te escondas detrás de tu mujer para la bendición de tu hogar sé tú cabeza, no por orden y decreto sino porque te has ganado ese liderazgo en tu vida. Sé ejemplo, que tus hijos te encuentren cuando se levanten orando y clamando al Señor y leyendo la Palabra y estudiando la Palabra. Que tú seas un ejemplo para tu esposa, encabézala, es importante: liderea pero hazlo conforme al liderazgo de Jesús. Consume la Palabra.

No pongamos el carro delante del caballo. La Palabra es la base y yo siempre veo eso que el Señor primero enseñaba y después ministraba, es interesante porque por ejemplo en el pasaje donde vemos la multiplicación de los panes y los peces primero dice que el Señor se pasó todo el día instruyendo a la multitud que vino a buscarlo y dice que cuando llegó la noche entonces los discípulos y dijeron: ahora despídelos para que se vayan a sus casas y compren comida, y el Señor dijo: no, dénles ustedes de comer. Y entonces vino el momento de hacer la parte milagrosa que fue multiplicar los panes y los peces en una forma extraordinaria y distribuírlos, y darle de comer a la multitud en una forma sobrenatural.

Primero la Palabra y después la instrucción. Yo veo que los grandes milagros que el Señor hizo los hizo casi como incidentalmente. Los milagros eran un complemento a Su ministerio de enseñanza. El Señor vino a instruir a la humanidad con el corazón y la revelación del Padre y entonces para soportar y apoyar y respaldar esa Palabra que Él predicaba y para mostrarles a ellos que Él venía de Dios y que esa Palabra venía de Dios Él hacía milagros y también manifestando Su misericordia, Su amor y Su gracia sobre gente que no tenía medicare ni seguro social, ni acceso a un hospital entonces Él los sanaba.

Los endemoniados, los lunáticos, los neuróticos, los paralíticos, los ciegos, los sordos el Señor los sanaba como una expresión adicional de Su gracia. Yo creo que ese es el orden, Dios quiere que nuestra Iglesia mantenga ese balance siempre, Palabra y ministerio sobrenatural pero la base siempre tiene que ser, yo le pido al siempre Padre que este púlpito sea una fuente de enseñanza para el pueblo de Dios. Y donde usted vaya no vaya detrás de los milagros señores, no vaya detrás de los líderes carismáticos y llamativos, no vaya detrás del traje brilloso de setecientos dólares y la corbata de quinientos, vaya detrás de integridad y la Palabra del Señor, buena instrucción, buena enseñanza para usted y sus hijos, esa es la base. Eso contiene todos los demás nutrientes.

Y entonces cuando la Palabra esté vendrá también el poder sobrenatural porque la Palabra incluye el poder sobrenatural de Dios pero nosotros queremos siempre que este sea un pueblo instruído. Hermanos y hermanas usted puede tener una Iglesia en su propio hogar, usted puede tener un pastor en su propio hogar: se llama la Palabra del Señor, coma de esa Palabra. Si la Palabra de Dios vive dentro de usted, encarna en usted, se manifiesta a través de usted yo me atrevo a decir que usted no me necesita a mí ni necesita un Pastor. Ahora es bueno, los pastores son buenos, hay que congregarse, las iglesias son buenas, son necesarias pero la Iglesia no es el sustituto para una vida comiendo directamente de la mata ¿ok?. Coma de la mata directamente, suba al árbol y baje un fruto de la Palabra del Señor, consúmala directamente.

Y cuando venga a la Iglesia venga para ofrecer una gran sinfonía de adoración y de ministración al Señor. Cada uno de ustedes es un músico y cada domingo nos reunimos para tocar juntos una sinfonía que ya hemos cosechado en nuestra semana de oración, de ayuno, de lectura de la Palabra, de clamor, de entrega al Señor.

Entonces yo veo que el Señor enseñaba en la sinagoga y dice que allí en esa sinagoga había una mujer encorvada, estaba enferma, estaba deforme. Esa mujer siempre para mí ha sido como un símbolo de una humanidad oprimida por el diablo. No hay nada para mí más gráfico que una imagen de esta pobre mujer doblada sobre sí misma en esa forma tan terrible. ¿Usted se puede imaginar una persona así caminando todo el tiempo mirando hacia el piso, objeto de pena, avergonzada por su condición?. No podía levantar la cabeza y mirar las estrellas, no podía contemplar quizás a sus nietos o abrazarlos o quizás hasta ver una puesta de sol porque estaba siempre mirando hacia el suelo, hacia lo terreno, hacia lo inferior, lo subterráneo.

Y así es que el diablo quiere que la gente esté hermanos. El diablo quiere doblar la mirada de la gente. Hay mucha gente que no está necesariamente físicamente encorvada pero están encorvados espiritualmente, siempre están mirando para abajo, están mirando para la tierra. No pueden mirar hacia la eternidad, no pueden mirar hacia el espíritu. Hay gente multimillonaria, gente que enseña en grandes universidades, gente que ha escrito decenas de libros y están encorvados. Su reino es el reino del tiempo, del espacio y la historia. Son materialistas, son humanistas, no creen en nada excepto esta Tierra, esta dimensión y para mí son la gente más miserable de toda la Tierra.

A menos que un hombre no puedo ver en la eternidad es un miserable no importa cuánto alcance en este pedacito aquí ínfimo que se llama la Tierra. Y el diablo quiere que las naciones, ahora mismo esta nación está precisamente en esa posición, cada día se dobla más mirando más y más hacia abajo. Esta nación que nació con gente que miraba siempre hacia el cielo, cruzaron los mares para venir acá y establecer una nación temerosa de Dios pero año tras año, siglo tras siglo ha ido mirando hacia abajo y hoy en día tenemos líderes en la Casa Blanca y en muchos otros lugares, gente muy altamente desarrollada pero están respaldando y estableciendo leyes demoníacas que lo que hacen es que meten a sus naciones más y más en el hoyo y le dan lugar al diablo para que haga lo que él quiere.

Y por eso es que se dan casos como el que se dió aquí en Roxbury este viernes en la tarde cuando yo iba manejando, me dicen: ¿oíste por aquí en Roxbury ahí en Dougly Station, se metieron no sé cuántos jóvenes en un autobús y mataron a una jovencita creo que fue? ¿una muchacha?. Esa es la sociedad en que vivimos.

Sabe usted de que estaba leyendo en Harvard Magazine esta semana un artículo sobre las prisiones aquí en Estados Unidos, es terrible, por ejemplo en la comunidad afroamericana, no sé qué porcentaje no quiero exagerar pero es un porcentaje terrible de hombres de la comunidad que tanto amamos, nuestra comunidad afroamericana que están encarcelados, es un porcentaje de decenas de porcientos, es increíble. Le cuesta billones de dólares a este país encarcelar a tanta gente. Esta nación tiene más gente ahora mismo esperando la pena, hay como 41.000 personas esperando la pena de muerte en diferentes cárceles de la nación, las cárceles no dan abasto. Hay que estar soltando a los prisioneros porque le están costando tanto a esta nación.

Y lo que esta nación hace simplemente es encarcelar, encarcelar, encarcelar a la gente. Los adictos no dan abasto por eso están legalizando la marihuana, porque tienen que meter a tanta gente en la cárcel que mejor la legalizan para no tener que meter a tanta gente en la cárcel. Dentro de un tiempo se va a proponer como ya se está haciendo que se legalice la heroína, la cocaína y legalizar estas cosas porque ellos dicen si las legalizamos quizá vamos a resolver el problema, no lo estamos resolviendo metiendo a la gente a la cárcel. Es una lógica diabólica pero es una lógica. Como no los pueden sanar cambian el go post, la definición del crímen.

Claro necesitan ayuda y por eso es que nosotros tenemos que ofrecer la única ayuda posible que es Cristo Jesús a esa gente, yo no veo otra ayuda. Esta nación por una parte desarrolla una cantidad de recursos tecnológicos increíbles y por otra parte a sí mismo se le va por el hoyo la bendición y por eso tiene un déficit de trillones de dólares porque así como se hace dinero así también se le vuelve agua a esta nación. Así como se desarrolla gran conocimiento el diablo continúa sirviéndose con la cuchara grande en estas naciones ¿por qué? porque la nación está encorvada mirando hacia abajo.

Mientras mira hacia abajo desarrolla un conocimiento tremendo de lo que ve, ese hoyito pequeño al cual está circunscrita su mirada lo ven tanto y con tanta fijación y tan detenidamente que lo conocen muy bien. Conocen muy bien la antropología, la sociología, la economía, la tecnología, la ciencia pero eso no es lo que sana el corazón, el alma de un hombre, una mujer atado. Lo único que sana es la liberación que viene por medio de un toque de parte del Creador, de parte del Espíritu en sus vidas, eso es lo que rompe las ataduras.

Yo les pido: vamos a orar para que cada día más y más nosotros podamos ministrarle a la gente sanidad, salvación, liberación. Por eso es que necesitamos darle tiempo al Señor como hicimos esta mañana. Se necesitan iglesias hermanos que puedan manifestar el poder de Cristo como Él hizo en este pasaje y para eso se requiere espacio y tiempo. Se requiere que la gente venga a la Iglesia sin reloj, que se quiten el reloj y lo pongan en la cartera cuando vengan a la Iglesia, que lo pongan a un lado.

¿Por qué hermanos? porque no es que vamos a desperdiciar el tiempo, no es que vamos a hacer nada simplemente para llenar espacio pero yo creo que si Dios está haciendo algo hay que dejarlo que Él se mueva y hay que darle espacio al Señor, no vengamos a la Iglesia apresurados. Vengamos a la Iglesia habiendo dicho: ¿sabes qué? el día es del Señor, se lo voy a dedicar al Señor y mientras Dios se mueva y se estén haciendo cosas legítimas y bíblicas vamos a darle al Señor espacio ¿por qué?, porque es en ese tiempo donde muchas veces se dan las liberaciones. Es en ese tiempo donde gente tiene encuentros con el Señor. Es en ese tiempo donde una familia puede invitar a Cristo a entrar y el diablo entonces es derrotado y tiene que huir, y viene la bendición a esa familia, y después vienen otros y otros y otros, y la liberación se da en una comunidad entera.

Pero hay que pagar un precio. Hay que decirle al Señor: Señor ven y entra a nuestra ciudad, entra a nuestras comunidades. En este pasaje el Señor ve a esta mujer y en Él está la capacidad para intuir que detrás de la condición terrible de esa mujer no es simplemente un hueso que está hueco o destruído, no, hay un demonio. ¿Sabe que los demonios se gozan en una sola cosa? es destruir y abaratar la dignidad de Dios, la estampa de Dios en los seres humanos. La gracia de Dios se ha ido de ellos y por lo tanto su mente es una mente torcida, es una mente psicópata, es una mente neurótica, es una mente que se goza en hacer daño.

Cuando yo paso por las calles de Boston y por ejemplo en Olvany Street usted se ha parado muchas veces allí esperando llegar a la Iglesia y usted puede ver gente muy parecida a esta mujer. Yo los he visto allí en una danza macabra bajo los efectos de la heroína y la cocaína danzando en una forma, yo me pregunto ¿qué estará viendo esa persona mientras hace eso? ¿qué demonios estarán tomando sus brazos y sus hombros y festejando la destrucción de esa vida?. ¿Qué abuso sexual tuvo esa persona cuando era un niñito o qué abuso de su madre vió de parte de un novio o cuántos hombres pasaron por su casa cuando era niño?. Todo eso como parte de una trama demoníaca para destruir ciudades, comunidades y esos poderes están en la ciudad, esos poderes están y se necesitan ojos espirituales para poder discernir, se necesita una Iglesia ungida.

Aquí hay dos personajes muy interesantes. Aquí está Jesús y está el principal de la sinagoga. Una sinagoga era como una Iglesia judía, no era el templo mayor sino era una comunidad local judía donde se estudiaba la Palabra, el Antiguo Testamento y la gente era instrúida en las cosas de Dios. Y fíjese que cuando el Señor está allí encarnando el poder que vimos por ejemplo el domingo pasado a través de su sanidad de la mujer con el flujo de sangre el Señor encarna para mí en ese caso el poder de Dios. Está allí disponible, que puede ver el mundo, puede radiografiar las necesidades de la gente.

Y el Señor intuye. Él puede ver casi corporalmente un demonio doblando esta mujer y riéndose macabramente de la tortura de esa vida, avergonzada, destruída, deformada. Esa mujer hubiera podido ser quizás una bailarina, o una poetiza o una cantante, o una científica pero allí está doblada dieciocho años doblada, torcida completamente. Y el espíritu de enfermedad que ella tiene encima la mantiene así como hay espíritus de enfermedad en esta ciudad que mantienen a la gente así.

Entonces Cristo encarna visión, encarna poder para ver detrás de la superficie, encarna autoridad de Dios, encarna amor y benevolencia. Pero hay un segundo personaje allí que es el líder de la sinagoga que cuando el Señor sana a esta mujer y le dice: mujer, eres libre de tu azote en vez de gozarse por la liberación de una vida se indigna y se pone celoso, y dice tan baratamente: hey, seis días se permite trabajar pero en el día del Señor no se permite trabajar, no se permite sanar. ¿Por qué está diciendo eso? porque en su teología macabra y torcida completamente él equipara al Señor sanarla como si el Señor estuviera trabajando en medicina y entonces él equipara el, que no hizo ningún esfuerzo pero la acción sanadora de Jesús a trabajo y con sus lentes farisáicos y legalistas, y muertos espiritualmente él acusa a Jesús de violar el sábado, fíjese eso sanando a esta mujer.

Y para mí este hombre encarna una Iglesia precisamente impotente. Las Iglesias llenas del Espíritu Santo y los grandes movimientos de Dios en la historia siempre han tenido otros cristianos que los han atacado. Jhonattan Edwards aquí en Massachussets en el siglo XVIII cuando ibo el Gran Avivamiento aquí en esta área de Massachussets en el 1740 y pico hubo una cantidad de pastores de la ciudad de Boston que cuando vieron las manifestaciones del poder de Dios, gente liberada, gente cayendo al piso bajo el poder del Señor, personas comenzando a predicar el Evangelio que no tenían licencia para predicarlo, estos pastores se pusieron celosos de lo que Dios estaba haciendo en North Hampton, un pueblo de aquí de Massachussets y acusaron a estas personas de violar el protocolo de los pastores y de tomar ilegítimamente la posición de ellos cuando era simplemente lo que pasa cuando el Señor distribuye Su Poder todos se convierten en ministros.

Cuando el Señor está presente Dios activa los dones que están en cada cristiano. La Biblia ha sido creada para hacer de ti y de mí instrumentos de la Gracia del Señor donde quiera que vayamos. Cada cristiano es un ministro, cada cristiano es un agente del Reino de Dios. Cuando nosotros queremos convertir el pastorado en un gremio y una unión que si tú no perteneces a la unión no puedes hacer nada eso es del diablo también.

Yo creo que este hombre estaba tan torcido como la mujer misma que el Señor sanó. Y representa una Iglesia donde el poder de Dios no está, donde la visión no está, donde el amor al prójimo no está, donde todo es teología, religión y sistema, institución. Nosotros no queremos ser ese tipo de Iglesia, nosotros queremos una Iglesia compasiva, amorosa, que vea en una persona torcida, un homosexual que llega con todas sus deformaciones y todos sus hábitos malos y todo su amanerismo, vea un hombre un día que puede ser un siervo de Dios. Una mujer que ha tenido un pasado terrible y sensual, que pueda ver una ama de casa, o ver una profesora universitaria, una consejera, una madre que bendiga a sus hijos.

Un jovencito con los pantalones debajo de las nalgas o como se llame que vea un hombre de Dios bien vestido con una familia bendecida estudiando y déjelo que se siente como sea, no se le va a pegar nada a usted, Cristo es más que poderoso para limpiar, bendígalo y declare la Gracia del Señor, ore por ellos. Vamos a bendecirlos, vamos a decir: vengan aquí hay Gracia del Señor.

Vamos a hacer una Iglesia libre, este hombre estaba prisionero de sistema, de teología barata, de orden falso y el Señor Jesucristo dijo: el sábado es para que se manifiesten las obras del Señor y Él lo acusó y le dijo: hipócrita. ¿Sabe hermano? se necesita una Iglesia que hable la verdad, yo creo que a veces las iglesias pecan en ser demasiado gentiles, hoy en día hay una epidemia de gentileza falsa en las iglesias que no quieren decirles las cosas, al pan pan y al vino vino, no quieren hablar la Verdad de Dios, no quieren predicar la Palabra como tiene que predicarse, no quieren llamar el pecado pecado, hay que denunciar el pecado en cualquier forma sea religiosidad falsa o sea pecado abierto y obvio pero se necesitan iglesias que le hablen a la gente la verdad de Dios, que iluminen con una luz brillante el pecado y la enfermedad pero también con amor y misericordia, que vean el mal en la gente pero también que vean el poder para sacar el bien que hay en ellos.

Se necesitan iglesias que se salgan de la caja y que hagan la obra de Dios en formas raras, creativas, inesperadas, poco usuales como hizo el Señor. Es sábado ¡amén! la Biblia dice que en el sábado es cuando se hace la obra de Dios pues amén, vamos a sanar a esta mujer. Mire a ver cómo le dice Él: Si tu buey se cae en un hoyo buen hipócrita, no te vas a buscar a tres amigos aunque sea sábado y tú lo vas a sacar de allí, ¿y esta hija de Dios no vale más que un buey? es una hija de Abraham ¿no?.

Muchas veces nosotros hermanos ¿no? no entendemos lo que vale una vida. Esa persona allí tirada en el piso babeando maloliente tiene el alma y el sello de Dios en su espíritu. Esa persona tocada por el Señor puede incorporarse y puede convertirse en una persona como Dios la diseñó que fuera. Nunca veas solamente la parte de afuera de una persona mira el potencial de Dios dentro de ella, ministrémosle a la gente. No te des por vencida, valora a cada persona que tú veas y minístrales y háblales, y anúnciales, y tráelos a la Iglesia, invierte tiempo en ellos, dales esfuerzo porque algo bueno hay en esa persona.

Esta comunidad está llena de gente que Dios quiere usar y como la mujer samaritana que vimos hace tiempo atrás aunque tenía una vida dudosa pero se convirtió en una evangelista y trajo a toda su aldea a Jesucristo. Yo veo cada persona que se convierte yo veo un evangelista porque nosotros ya después de tres o cuatro años en el Evangelio ya no conocemos a nadie más que otros evangélicos que hablan el mismo idioma que nosotros, y como que no tenemos la capacidad para alcanzar a otro pero la gente nueva, toda su familia, todos sus amigos necesitan a Cristo y pueden atraerlos atraerlos al Señor, están frescos, están llenos de potencialidad. Y pueden ser unos evangelistas que le digan: mira lo que Dios hizo por mí Él lo puede hacer por ti también y ese entusiasmo puede contagiar así que tráelos, tráelos, invítalos.

Y ustedes los hermanos según vayan conociendo al Señor, aceptando a Cristo entréguenle su vida al Señor y entonces busquen a otros, inviten a otros para que se conviertan también en evangelistas.

El Señor liberó a esta mujer y mire cómo ella ha bendecido a las naciones, hoy dos mil años después estamos hablando de ella porque tuvo ojos compasivos para verla en lo que ella podía hacer. No vió al diablo montado sobre ella degenerándola vió la belleza que había en esa mujer, una hija de Abraham. Tenemos que profetizarle a la gente, tenemos que profetizarle a esos hijos rebeldes y poco queribles, profetizarles: tú vas a ser un siervo de Dios, yo declaro la Gracia de Dios sobre tu vida.

Nuestras familias, tenemos que creer que Dios tiene un propósito para ellos. Esta ciudad de Boston yo la amo y creo que Dios tiene lo mejor para ella. Ese South End tan hostil a nosotros y a los valores del Evangelio yo declaro que Cristo lo ama y que tiene buenos propósitos para esa comunidad homosexual y que Dios los va a traer. Yo declaro que Dios nos va a dar poder para ministrarles y para sanarlos. Que vamos a poder hablarles del amor y ellos van a ver el amor de Dios en nosotros y que Dios nos va a dar la autoridad para ministrarles en el Poder del Espíritu Santo.

Y yo creo que todos estos adictos y toda esta juventud desorientada el Señor la va a poner en nuestras manos para que se la cuidemos y les ministremos y nos va a decir: atiéndanmelos como dijo el buen samaritano acerca de este hombre que había sido golpeado por los ladrones, dijo: cuídamelo hasta que yo regrese, atiéndemelo y cuando yo vuelva yo te pagaré todo lo que tú gastaste. Y así mismo el Espíritu Santo nos dice: León de Judá cuídame a esta gente, minístrales, predícales el Evangelio, discipúlalos, esfuérzate en traerlos, invierte tiempo en ellos. Discipúlalos y sánalos, restáuralos porque el diablo los ha apaleado, los ha golpeado. Esos ladrones de almas los han encontrado en medio del camino y los han tirado al piso, y los han dejado sangrantes y destruídos pero yo quiero que ustedes me los sanen y me los atiendan.

Y yo les voy a pagar a ustedes. Yo voy a bendecir su familia, voy a bendecir su Iglesia, voy a prosperarlos, les voy a dar los anhelos de su corazón, les voy a dar nombre, los voy a hacer padres y madres de multitudes, Mis dones van a correr a través de ustedes y ustedes van a ver Mi Gloria y van a estar contentos pero atiéndanmelos, ámenlos. No les roben la lana a las ovejas para ustedes, no, cuiden las ovejas. Hay muchas iglesias que están depredando a las ovejas, están abusando de ellas, las están explotando. El Señor quiere iglesias generosas, iglesias compasivas, iglesias hospitales, iglesias sanadoras, iglesias generosas, iglesias que se conduelan con la gente, iglesias y ministros que su único deseo sea ver a la gente ponerse de pie.

Familias unificadas, jóvenes funcionando, personas sanadas, restauradas. Esas iglesias Dios las va a usar grandemente, iglesias que amen y sanen y restauren y sean refugio para la gente. Iglesias de integridad, iglesias de amor, iglesias de compasión, iglesias de visión que puedan ver la Gracia y la potencialidad de Dios en todas las personas aún en todas sus deformaciones, yo le digo amén a esa visión de Dios para nosotros.

Vamos a ponernos de pie y de nuevo pidámosle al Señor que nos haga gente de ojos que puedan hacer una radiografía de la ciudad y ver el mal que está escondido y que podamos declarar la Palabra de Dios con autoridad. Vamos a pagar el precio, vamos a santificarnos, vamos a llenarnos de la Gracia del Señor, vamos a clamar más, vamos a ayunar más, vamos a desvelarnos más. Cuando te desveles en la noche toma tres minutos de ese desvelo y órale al Señor y clama al Señor. Bendice la ciudad, bendice tu familia. Usa esas horas de desvelo para hacer algo extraordinario. Mientras estés allí en tu sueño, medio sueño invita al Señor a entrar a tu casa, invita al Señor a entrar a la ciudad, conviértete en un intercesor, una antena, un pararrayos sobre el cual caiga el poder y la gracia de Dios y tú lo puedas transferir a otros.

Oh Señor: haz Tu obra. Padre haznos radioactivos, haznos agentes de transformación Señor, haznos gente radicalmente comprometida con Tu Reino, haznos Señor un pueblo ejemplar. Haznos Señor un pueblo de peregrinos y extranjeros que caminemos las calles de la ciudad con un sólo deseo en mente que es traer a las almas al conocimiento de Jesús, enséñanos cómo ser Tu Iglesia Padre. Enséñanos cómo honrar el Nombre de Jesús, enséñanos cómo establecer el modelo que Tú tienes en Tu Palabra Señor y presérvanos de corrupción, presérvanos del mal, presérvanos de los ataques del diablo. Mantennos íntegros y limpios, y sanos y con ojos de amor para amar a las almas Señor, para saber que cada alma es algo precioso, es un tesoro que Tú pones en nuestras manos y que tenemos que cuidarlos y valorarlos.

Son Tuyos, son Tus ovejas, son Tu propiedad, son Tus tesoros y tenemos que cuidártelos Señor enséñanos cómo ser un hospital para esta ciudad, para esta comunidad y te daremos a Ti toda la honra, toda la Gloria. Hay mujeres encorvadas y hombres encorvados en la Casa de Gobierno y en la Alcaldía de Boston, hay mujeres y hombres encorvados en el South End Padre, hay mujeres encorvadas en Roxbury y hay hombres encorvados en Dorchester. Hay familias encorvadas en Jamaica Plain Padre, hay familias encorvadas en Washington pero Tú eres poderoso. Espíritu de Cristo, Espíritu de poder, Espíritu que ningún espíritu puede resistir, te invitamos a tomar control de la ciudad y establecer Tu Reino benévolo Señor sobre esta nación, sobre esta comunidad.

Te entregamos a Nueva Inglaterra, decimos: hágase Tu Voluntad como en la Tierra como en el cielo. Venga Tu Reino Señor y establezcase sobre esta nación, sobre esta comunidad y toda la gloria y toda la honra serán para Ti. Gracias, gracias Espíritu de Dios.

Comentarios

 
 

Gracias al pastor por este sermon, el mundo esta torcido
o como ests mujer tiene que venir Dios, vease cuantos programas en TV enseñan los niños defensa persoal manejar armas y ni un solo pgrama a conocer la palabra de Dios? Es lamentable. Sean bendecidos por este trabajo que honra al señor amén

 
 

Gracias pastor Miranda por este mensaje, donde vemos como como el mal se apodera de esta pobre mujer. Es tan grave el problema, que humanamente es imposible curarla.Solo Dios atraves de su Santo Espiritu, puede romper las cadenas que las mantienen atada.Necesita ser lavada con la sangre preciosa de Cristo. Gracias nuevamente.Mis congratulaciones a la Congregacion El Leon de Juda por estos videos tan llenos de amor y sabiduria.Atte.Antonio desde Cracas Venezuela.Dios los bendiga.

 
 

DIOS USANOS DANOS ESE EMPUJONCITO PARA HACER LO QUE TU QUIERES QUE HAGAMOS

 
 

Gloria a DIOS, de verdad que DIOS me habla cada dia a traves de las meditaciones que se dan en esta comunidad leon de Juda, Dios continuen bendiciendo grandemente este ministerio durante años he escuchado la palabras de Nuestro Señor Jesucristo pero no habia entrado en la profundidad de su amor hace menos de 5 meses que estoy viendo y entendiendo lo que es ser un seguidor de CRISTO antes no lo habia entendido asistia a una iglesia pero no sabia el proposito solo iba por ir y DIOS me ha confrontado y me esta mostrando sus propositos me siento quebrantada y pido su oracion para que DIOS me continue mostrando y por fortalecimiento ya que anhelo mantenerme en el SEÑOR pero me costaba leer la Biblia gracias a este sermon se que si quiero una vida en abundancia debo buscar y alimentarme de la Palabra Santa.. DIOS LOS CONTINUE BENDICIENDO RICA Y PODEROSAMENTE.

 
 

Gracias, Pastor por este gran mensaje que nos enseña en relidad, lo egoista que somos hacia los demas, amen de ser desobedientes al Señor al no amar a nuestro prójimo. No solo se trata, a mi modo de ver, ayudar a alguien monetariamente o a hablarle del Señor y ciao. Se trata tambien de orar por ellos para que sigan apremdiendo y creciendo en Su palabra, amen

Y como dice el dicho, el buen juez por su casa empieza . ........

 
 

Gracias Padre amado, por ponerme a ciervo como este tu amado hijo León de Judá, que me enseñan a caminar en tu bendito nombre, que me ayuda a despojarme de todas las malas orientaciones que he podido tener en mi vida, y me hacen encontrar el camino que me lleva a tener una vida consagrada a TI, Padre amado; yo te suplico en el nombre de tu adorado hijo Jesús, que me ayudes a cada día ser una luz para todas esas almas y esas personas que se encuentran mirando al suelo, poseídas por espíritus diabólicos, que no alcanzan a ver tu luz, a llevarlas a tus pies, a ayudarlas a encontrar el camino de amor, paz y felicidad que solo TÚ Señor puedes darles, y que así mismo Padre mio bendigas a este siervo tuyo, que tan dignamente quiere enseñarnos a llegar a TI, y lo cubras con tu manto misericordioso, le des la sabiduría e inteligencia para que pueda seguir haciendo esta obra tan maravillosa; gracias Señor, en el nombre de Jesús, amén, amén....<3

 
 

excelentes temas y escritos de bendición les Felicito en el Alma por buscar mas del Señor y mostrarnos a muchos lo que DIOS hace con un siervo cuando se deja utilizar, El Dios de Justicia les Acampe a sus Vidas....Amén

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato