Entrevista 7 de marzo 2012: Mi primer encuentro con Jesús

A propósito de Sermones
[Omar Soto (izq.) entrevistando a Gregory Bishop]
  • Presenter: Gregory Bishop
  • Fecha: March 7, 2012
  • Ubicación: Congregación León de Judá, Boston MA

- Omar Soto: Ya que, toda esta serie está basada en la persona de Jesús, quiero preguntarte a ti, ¿cómo fué tu experiencia personal, de ese día, de ese momento, cuando tú decidiste entregar tu vida al Señor Jesús, qué sentiste, que pasó en ti, como fué ese encuentro?

- Greg Bishop: Pues a los 15 años, yo decidí que Jesús era bien chévere. I decided that Jesus was cool. And you know how, I was listening, estaba escuchando una música que se llamaba Jesus Christ Superstar (traduce: yo estaba escuchando una canción que se titulaba Jesus Christ Superstar, Jesucristo la Superestrella). Que no lo recomiendo, la teología es terrible en esa cosa, no lo recomiendo, y para mí Jesús era bien chévere, ya, I'm gonna become spiritual, yo voy a ser una persona espiritual, yo voy a pensar que Jesús es cool, y yo le pedí a un amigo cristiano hacerme una pintura, él era un amigo cristiano dedicado al Señor, y un artista, y yo le pedí si me pudiera hacer una pintura especial, con tres figuras buenísimas de la historia, una, Martin Luther King, no, ese hombre de la paz y de la reconciliación entre las razas, y el otro personaje, Mahatma Ghandi, que representó la no violencia, y poner a su lado mi amigo chévere Jesús, al lado de Martin Luther King y Mahatma Ghandi, y por alguna razón, mi amigo cristiano no quiso. My christian friend had a problem with that, and he said Jesus was not Mahatma Ghandi, pero yo dije pero cómo puede ser, Jesús representaba la paz y era un maestro de la bondad, y mi amigo dijo Gregory, o Jesús es Dios o no es nada, no es un profeta de la paz, no es un maestro meramente, Jesús es el Hijo de Dios o no es nada.

Y yo me quedé un poquito ofendido por esto, dije wow, él no es chévere como yo, this guy is not as cool as I am, pero yo seguía con mi música de Jesus Christ Superstar, y yo leía filosofía transcendentalist, y también una filosofía hindú, y me creía bien espiritual a los 15 años, yo estaba un poquito, no tenía una vida tan interesante, tenía que llenarme con algo, pero yo creyéndome muy espiritual en eso, rezaba mis rosarios toda la noche, ¿porque así buena suerte no?. Así que si yo quería algo rezaba, y no sin sinceridad, pero bueno, mi comprensión de Cristo era bien limitada ¿no?, y en esa época mi amigo me habló de creer en Jesús más que como en una figura histórica, si no de creer que Jesús era alguien real, el hijo de Dios.

Y él me sugirió entregar mi vida a Dios, y yo pensé bueno, soy católico así que yo, no hay nada malo en eso. Así que yo oré para entregar mi vida a Dios, y bueno, esperé un relámpago de los cielos, y no vino, yo ahí estaba ok well that was cool, whatever, después seguí explorando otras espiritualidades y todo eso, y un día leyendo del espiritismo, de la spirituality hindú, me quedé un poquito una noche asustado, porque en una noche yo pude sentir que el mundo espiritual es real, que hay un mundo alrededor nuestro en el espíritu que es muy real, en cierta manera, más real que lo físico, y se me ocurrió, yo no estoy seguro que todo en ese mundo es simpático. I don't know, if everything in that world is so chévere and so cool, and I got a little freaked out.

Y yo puse mi libro de filosofía, hindú al lado, y agarré un nuevo testamento, que un primo cristiano me había regalado, decidí yo sé que Jesús es chévere, así que por lo menos voy a leer primero de Él, y fuí a un estudio cristiano con mi amigo, y oré con ellos para aceptar a Cristo como mi Señor y Salvador, y una vez más yo esperé un relámpago de los cielos, y no vino, I said ok, whatever, así que así seguíamos, y después en esa época, 16 años ya, yo fuí a pasar el verano de vacaciones con unos primos, el mismo primo cristiano que me había regalado el nuevo testamento, y para jugar en el equipo de béisbol de su iglesia, había que asistir a su iglesia pentecostal, y yo fuí, fíjate yo me paniqueé otra vez con la bulla santa que se desataba ahí, y pero me gustaba que hablaban de la biblia como un libro con vida, hablaban de Jesús como alguien que ellos conocían personalmente, me gustó eso.

Y yo recuerdo que llegó un tiempo, que después de un sermón yo sentí algo raro, no sabía lo que era, y yo recuerdo mirar el piso y decir, siento algo raro, no sé lo que es, y en ese momento después del sermón una persona se puso a hablar en un idioma que yo no conocía, hablar en lenguas que yo ahora reconozco, y después había una traducción del mensaje, fué un mensaje profundo del amor de Dios, y me sentí conmovido, y yo volví a la casa, hablé con mi primo, ¿pero qué era eso?, no entiendo, y él dice bueno, Dios hablaba en un idioma angelical, yo pensé que era español al principio, fíjate, era una latina en una iglesia, pero no, por qué Dios tiene que hablar en un idioma desconocido, pero él me enseñó, yo no sabía, y comenzó a cambiar mi paradigma de la realidad.

Para mí Jesús era un personaje real e importante pero humano y lejano, pero si esto era real, que Dios podía moverse en el aquí y ahora, now, then my view of reality had to change, mi perspectiva de la realidad tenía que cambiar, el próximo domingo el sermón el pastor oró para aceptar a Cristo, y yo pensando que no estaba permitido acercarme al frente a aceptar a Cristo por ser católico, me quedé en la silla, y oré por tercera vez, keep trying, por vencida, y ya comenzé a sentir algo, no sé, yo creo que Dios me escuchó la primera vez pero por lo menos yo comenzé a entender, y yo volví a la casa, ya pasé un mes, dos meses fuera de la casa con unos primos, volví a la casa y mi hermana y yo somos bien cercanos, I love my sister very much, me lleva tres años, y los dos hablábamos de cosas personales mucho, y ella me había escrito una carta unos meses antes de la universidad, diciendo: Gregory, me siento como un Buda, esperando debajo de un árbol, esperando la verdad del universo llegar a mi mente.

Y así esperando nosotros, ¿no?, así que volví a la casa diciendo mira, tengo que hablar con mi hermana de esto, y no sabía como abrir el tema con ella, pero me senté con ella en su cuarto, jamás voy a olvidar, y dice: Loreley, tengo algo que decirte, no sé por dónde comenzar, y ella dijo, yo también tengo algo que decirte, no sé dónde comenzar, y nos mirábamos, bueno, comienza tú entonces yo dije, y ella dijo, me vas a creer loca, pero yo he comenzado a asistir a un grupo de jóvenes en una iglesia, y he llegado a creer que Jesús es el Hijo de Dios y que tenemos que tener una relación personal con Él, te dije que yo esperaba la verdad del universo, bueno, creo que es Jesús, y yo con lágrimas le dije, Loreley, yo te iba a decir lo mismo, ¡ooohh!.

Y eso fué mi milagro, y en esa noche yo fuí a mi cuartito, y ahí arrodillado me entregué, Señor, yo sé que Tú eres real, Jesús Tú no eres un Ghandi, Tú no eres un Martin Luther King, Tú eres el Hijo de Dios y yo soy Tuyo, haz conmigo lo que Tú quieras con mi vida, te recibo de verdad, me entregué, así que ahí yo entré en el significado de lo que es ser cristiano, aunque yo creo que el primer pasito que tomé Dios me escuchó, pero ahí fué. Y fíjate Omar.

- Omar: Te iba a comentar algo, Greg, nosotros sabemos en la escritura, Jesús en un momento dice en Juan capítulo 16, él dice que uno de los muchos roles del Espíritu Santo es el de poder traer a nuestros corazones revelación de quién es Él, y en estas tres etapas que tú mencionaste desde el primer momento que tú decidiste entregar tu corazón hasta el momento en que tú te encontraste con Loreley, tu hermana, nosotros podemos entender que el Espíritu de Dios estaba ahí, de alguna manera dando a conocer a Jesús a tu vida, y a la vida de tu hermana (Greg: amén, gracias Señor).

Al nosotros entender esto Greg, yo te pregunto, ¿cuáles fueron después de ese momento algunas experiencias que tú vivistes, cuáles fueron algunos sucesos en tu vida que de alguna manera u otra marcaron en tu vida la persona de Jesús en una forma más profunda, más íntima, como decir que qué imágenes, qué cosas sucedieron a tu alrededor que marcaron la persona de Jesús en una forma más directa?

- Greg: Amén, amén, dos cosas que yo no planificaba decir pero siento hablar: uno es que yo siempre olvido que a los 15 años no fué la primera vez que yo oré para recibir a Cristo. Mis padres, cuando yo tenía 5 años, me enviaban a una escuela protestante, y me enseñaron a orar como un protestante, cerrá los ojos bien duros ¿no?, y mira, mi mamá dice tú llegaste a la casa orando como un protestante, ¿qué hicimos mal?. A los 5 años, en nurtury school, yo digo que yo conocí a los 16, pero yo digo que Cristo me conoció a mí a los 5. Y Él no olvidó, del rato que tuvimos, porque un niño de 5 años es un ser humano válido delante de Dios, y yo creo que el Espíritu me tocó y yo respondí a los 5, y el Espíritu como tú dices se guía obrando hasta llevarme a entender la realidad de quién es Jesús, así que cuando hagamos ministerio con niños y jóvenes hermanos, hagámoslo en serio por favor.

Pero algo que yo no iba a compartir pero ahora siento compartir, es que este primer año después de conocer a Cristo, fué un año de mucho crecimiento, y yo recuerdo 6 meses después de ese año, yo recuerdo fué en diciembre del 84, unos amigos cristianos, ese mismo amigo que negó pintar a Jesús al lado de seres humanos, yo estaba en un grupo con él, y hablaban de la llenura del Espíritu Santo, de que se puede orar con uno para ser lo que llamábamos, bautizado en el Espíritu Santo, saturado, y yo pensé otra vez, qué chévere, queremos eso ¿no?, sounds like fun, así que nos pusimos a orar una vez, todos gritando como locos Señor, lléname del Espíritu Santo, nada, unos meses después pusieron manos sobre mí, orando en lenguas esta vez, nada, un día, Diciembre 5 1984, después de un tiempo de oración con unos anglicanos carismáticos, oraron por mí, eran las 9 de la noche, jamás olvido, y unos adultos, un pastor y otros oraron por mí, una amiga, y sentimos una paz tranquila, no había relámpagos ni nada por el estilo, pero sentimos una paz.

Y esa noche camino a la casa comenzé a experimentar hablar en unas palabras que yo no sabía, y ya al llegar a la casa me estaba saliendo un idioma que yo no conocía, tenía que ensayar el inglés para hablar con mi mamá cuando entré a la casa, ella me miraba, ¿y qué ustedes hacen en estas reuniones?, ¿están tomando algo?, y dice que yo estaba todo rojo, y yo después le conté a mi mami, mamá, he recibido la llenura del Espíritu y hablo en lenguas ahora, y mamá me miró y dijo, no lo digas a tu papi, que vá a llamar a psicólogo de niños, conocíamos a un psicólogo de niños, todavía no ha cambiado de idea yo creo. Pero comparto eso porque estamos hablando de la interacción del Espíritu y Jesús, en estos días yo no podía dormir, me levantaba en la noche orando, estaba como borracho por unos días, confesé todos los pecados que podía pensar, eran muchos, los puse a quemar en el baño, I set them on fire, I listed my sins, a big one, uno saliendo de la puerta del baño mi papá, ¿qué estás haciendo ahí?, nada estoy con Dios, ¿qué haces ahí?.

Y yo sentí enamorado de Jesús, enamorado de Jesús, primer amor, borracho con amor, borracho con amor, y yo quiero ser así, yo quiero vivir enamorado de Jesús, obsesionado con Jesús, no podía dejar de hablar de Él, y es la obra del Espíritu Santo, yo creo que nos llena, no solamente para que tengamos experiencia de Él, si no, el Espíritu existe y vive con nosotros para enfocar nuestra vida a Jesús, para que nos enamoremos de Él, y así fué en ese momento de mi vida, y un poco después, yo pasé, yo era un joven bastante intenso con altos y bajos, y bueno, en el verano tuve un bajo, no sé, me sentía muy introspectivo, no sé si ustedes han analizado mucho por dentro mis cosas, y me sentía ay, soy pecador, y un día yo estaba tan bajo que decidí quedarme en casa, y el jefe limpiador me dijo mira ya no sirves, toma un día libre, hago mejor sin ti ese día, volví a la casa pasé el día orando, y yo me sentí en ese tiempo, yo me castigaba mucho por mis fallas, y en ese día yo tuve una experiencia, como si pudiera ver a Cristo en la cruz, no era una visión, pero una impresión fuerte por dentro de Jesús sobre la cruz.

Y sentí las palabras te amo Gregory, te amo, no hay amor como el amor de Cristo en la cruz, te amo, relájate, morí por ti, qué más puedo hacer, así que la obra del Espíritu revelándome a Cristo en este primer año como bebé cristiano y yo creo que el Espíritu lo hace especialmente cuando somos nuevos, obra para revelarnos quien es Jesús.

- Omar: Greg déjame hacerte otra pregunta, ¿cuándo fué que tú decidiste entregarte al ministerio y responder de esa forma al llamado que Jesús estaba haciendo sobre tu vida?

- Greg: Sabes que te digo que nunca había un momento para mí de un llamado fuerte, místico, para decirte así, yo nunca tuve una señal en los cielos ni nada por el estilo, ni una experiencia del Dios decirme tienes que ser pastor. Lo tomamos por sentado entre los jóvenes, vas a ser misionero, y si no misionero, nos conformamos con pastor, éramos jóvenes demasiado locos, radicales, y nos creíamos mejores que otros, bueno, eso es otra cosa. Yo siempre lo tomaba por sentado que yo siempre sabía que yo tenía que pastorear, nunca había un tiempo de un llamado, pero, desde ese momento, han habido momentos en que yo tenía que decidir si yo iba a seguir abrazando este llamado o no. Momentos de riesgo, momentos de inseguridad de mi futuro si todo va a funcionar, cómo voy a hacerlo, y hay una imagen de Jesús que siempre me viene, que Dios trae esta imagen a mi mente, en varios momentos de decisión o de compromiso en mi vida, y digo esto con un poquito de cautela, porque nosotros no creemos que podemos inventar nuestro propio Jesús.

Algunos dicen bueno, para mí Jesús es, bueno, está bien que tienes una experiencia con Jesús pero Jesús es quien es, yo soy quien soy, no puedo inventar a Jesús según mis imaginaciones, hay una experiencia que yo tengo con Jesús, eso es muy personal, no hablo de eso mucho, pero se basa en la parábola de los talentos, cuando el jefe, el dueño en esta parábola entrega talentos a sus siervos, y dice que tiene que ser fiel y negociar con lo que él les confía mientras está de viaje, y cuando vuelve él vá a pedir cuentas de ellos, uno negocia y gana uno más, y él dice bien hecho siervo fiel, otro cinco más, otro por temor lo esconde, y él dice has hecho mal, hubieras invertido lo que yo te entregué, y él castiga ese siervo.

Para mí hay una escena que viene a mi mente con cierta regularidad a mi vida, y es de una mesa, una mesa casi de negocios, y yo sé en mi corazón que Jesús está sentado en esa mesa, yo no tengo una imagen visual, sólo tengo una impresión de esta mesa, y Jesús está sentado, y hay un ambiente de solemnidad, porque yo sé que sobre esa mesa hay documentos que hay que firmar, documentos de entrega de mi vida, documentos de responsabilidad por lo que Dios me ha dado, son documentos de compromiso, no sé si has tenido que firmar un documento importante en tu vida pero es así, yo sé que Jesús está sentado ahí, y está esperando mi respuesta, cómo yo voy a firmar o si voy a firmar.

Y es una cena sobria, fuerte, y es interesante porque yo en esta iglesia cada yo miro esta bandera con el León, y estos ojos, y son ojos serios, y yo siento el impacto de esa experiencia que tengo con Jesús, ¿qué vas a hacer Gregory, qué vas a hacer con tu vida, vas a ser cuidadoso, me vas a servir o no, vas a entregar tu vida?. Y yo siento esta experiencia no una vez, si no muchas veces, porque para mí es un compromiso que se tiene que renovar. Así que mi experiencia de Jesús en esos momentos es una experiencia solemne, hay cierto temor, no es ansiedad, como ay le temo, pero sí hay algo grave, algo de peso que Él me está pidiendo, y yo siento esa escena.

- Omar: Pastor Greg, yo sé que muchos de nosotros, muchos de los que nos ven por el internet también, a diario nos encontramos con situaciones donde tenemos que responder, y responder de una forma que el Señor espera que respondamos, y muchas veces nos we compromise, pero en el sentido de que obviamos lo que Jesús nos está pidiendo, como que bajamos nuestro estándar, y decidimos proseguir como la vida nos exige o nos demanda por así decirlo, si yo te preguntara al tú ver a parte de la iglesia, ¿qué tú nos dirías a nosotros para nosotros no bajar ese estándar y poder responder como Jesús espera, esa imagen que tú dices cuando venga el dueño de este reino a reclamarnos por lo que Él ha puesto en nuestras manos, ¿cómo debemos responder?. Yo recuerdo que hasta hablábamos hoy acerca de la imagen de esta parte donde Jesús está a la puerta y llama, si alguno oye mi voz y abre la puerta, yo entraré en él. ¿Qué se requiere de nosotros para responder?. Me gustaría que abundaras en eso y que nos lleves en esa dirección.

- Greg: Yo sé que en el ministerio de Crown, no sé cuántos han tomado ese curso, pero ellos piden la gente firmar un documento simbolizando entregar todos sus bienes a Cristo, y en discipulado nivel tres hay una lección cuando oramos diciendo Señor, te entrego todo, mi corazón, mi mente mi cuerpo, mis sueños, mi todo. Yo recuerdo enseñando nivel tres, me asusté un poco, para orar la entrega de los niños, es una cosa entregar, pero entregar algo tan íntimo, como son los hijos, y casi no podía orarlo por miedo, but no, no puedo, en cada momento de la vida hay que tomar una decisión, y durante esa oración yo supuestamente el maestro, ¿no?, pero cada vez que enseño discipulado soy un alumno con todos, cada vez, no importa el nivel.

Cuando llegué a la oración de entregar los niños a Cristo, mis niños, mi familia, me sorprendió que yo sentí una sensación de alivio, de gozo, como si hubiera, se hubiera quitado de mi una pesa de los hombros, me sentí gozoso y relajado, como ahh, te los entrego, y yo creo que el firmar los documentos y entregar la vida a Cristo es bueno porque todo tiene que estar en sus manos, cuando mi vida está en Él hay paz, Él dice toma mi yugo y esto no garantiza que todo va a ser fácil en la vida, nunca hay promesas de vida fácil, pero hay promesas de toma mi yugo sobre ti y aprended de mí que soy manso y humilde de corazón, y hallarás descanso por tus almas, es hasta tomar el yugo que descansamos.

Así que esto sería mi palabra de ánimo. No hay nada más miserable que vivir una vida doble. Es cuando estamos aferrados al niño que vivimos con ansiedad, cuando soltamos, Jesús nunca garantiza vida fácil, pero sí Él promete la paz y el descanso del alma, porque hemos entregado la vida a Cristo, hemos firmado el documento, y después sentimos wow, gracias Señor, es mejor que Tú seas el dueño de todo porque Tú sabes lo que estás haciendo.

- Omar: Qué buena esa última palabra que usaste, ver y saber que Él está en control de todas las cosas, me gustaría que oraras Pastor Greg por la iglesia, y yo quisiera que ustedes hermanos también se pusieran de pie, para que resuma con estas palabras, y yo se que tenías otra cosa que decir pero yo quiero que vayamos ya enfocándonos en hacia dónde nos está llevando el Pastor Greg con lo que nos está compartiendo, y a medida que él lleva sus últimas palabras con la oración que él vá a hacer, piense usted, cómo usted vá a responder a Jesús, cómo yo voy a responder a Jesús, como usted que nos vé por el internet vá a responder a Jesús. Él está a la puerta llamando, en medio de las rutinas de su vida, en medio del agite que usted pueda estar viviendo, Él está ahí tocando la puerta, ¿cómo vamos a responder?.

- Greg: Amén, si puedo agregar, finalizar con una imagen más que tengo en mi mente de Jesús, y es en la escena de cuando Jesús multiplicó los panes y los peces, ¿sabes la historia?. Yo me pongo en los zapatos de los discípulos, que estaban cansados, habían recibido malas noticias que Juan el Bautista se había muerto en la cárcel, estaban agotados, sin comer, y después vino una multitud en el desierto, buscando comida, y los discípulos preocupados se pusieron a dar consejos a Jesús, hay que mandar a esa gente a buscar comida, imagínate, dando consejos a Jesús, yo soy así muchas veces. Abrumados, ¿cómo vamos a buscar comida para toda esa gente?, hay que despedirlos, Jesús los miró a los ojos y les dijo algo, les dijo, dénles ustedes de comer.

Hay otra mirada que yo veo en el rostro de Jesús en este momento, es casi una sonrisa, de Jesús diciendo, ¿por qué no ustedes darles de comer?, pero cómo, sacan la calculadora, costaría mucho dinero, 5.000 más niños y mujeres más 5 pesos por la comida, ya esto suma, ¿cómo vamos a hacerlo?. Tratando de buscar soluciones en la carne, Jesús yo lo veo con esta sonrisa, porque Él les iba a enseñar su poder, que si tú me das lo poco que tiene yo lo puedo multiplicar, y yo voy a dar gracias a Dios por lo poco que tú tienes y lo voy a multiplicar y te lo voy a dar a ti y tú lo vas a dar a la multitud y después tú vas a terminar con una cesta llena, y esta mirada de Jesús dice ¿por qué tú no das algo de comer?, ¿why don't you give them something to eat?, ¿pero cómo?. Y Él les dice yo estoy contigo, yo voy a hacer algo que tú jamás puedes entender, que Yo soy el buen pastor.

Esta gente se sienta sobre el pasto verde, y yo les voy a dar de comer. Y una y otra vez en mi vida cuando yo le digo sí Señor, te voy a dar lo poco que tengo, Él lo multiplica y lo usa, y Él enseña que Él es poderoso a través de mí, con todas mis debilidades, y yo creo que somos así, Jesús te mira, Él espera que firmes y Él espera lo poco que tienes para ser multiplicado, y yo te invito en este día a tomar este paso de fé, a decir Señor Jesús, yo quiero firmar contigo, ya basta de estar ya en dos aguas, ya quiero ser un cristiano de verdad, no quiero pensar, no quiero nada más, sólo pensar que Tú eres chévere, aceptar que tú eres el Hijo de Dios, mi Señor y Salvador, yo no voy a tenerte como yo quiero que Tú seas, voy a recibirte como mi Señor y me entrego a ti y de verdad te quiero conocer.

Hoy es un día, un tiempo de decisión, de entregarnos a Jesús, de verdad, de conocerlo, y hay un Espíritu Santo aquí que anhela revelar ese Jesús a tu corazón. Así que nosotros abrimos, Él está pidiendo entrada, y le vamos a abrir la puerta, ¿amén?.

Archivo de Sermones

Comentarios

 
 

Es un bello testimonio, gracias por compartirlo, ya que nos alienta a seguir creyendo en nuestro padre Dios que es toda misericordia

 
 

muy bueno el mensaje todo sea para la gloria del señor

 
 

Excelente es lo que tengo que hacer con mi vida econtrarle significado en Jesus.
Gracias Pastor.

Shalom
desde Guatemala.
Marvin

 
 

gua que clase de sermon, me llego pastor hasta los tuetanos, es muy lindo esta lleno del E.S.Que Dios lo siga bendiciendo.oxana de cuba,vivo en ciudad guayana, venezuela

 
 

QUE BELLEZA DIOS ES TAN MARAVILLOSO QUE HACES COSA QUE UNO QUEDA GUAOOO,QUE ESTO POR FAVOR QUE MI DIOS LOS BENDIGA QUE TESTIMONIO,TAN HERMOSO,NO HAY PALABRA PARA ESPRESAR ESTO.

 
 

DIOS LOS BENDIGA QUERIDOS HERMANOS. DOY GRACIAS A DIOS POR SUS VIDAS Y POR SU MINISTERIO. ANHELO PODER SERVIR AL SEÑOR BAJO LA DIRECCIÓN DEL ESPÍRITU SANTO. GRACIAS POR COMPARTIR ESTOS TESTIMONIOS QUE ALIENTAN AL SIERVO DE DIOS. ((( TODA LA GLORIA SEA PARA DIOS Y SEÑOR DE NUESTRAS VIDAS Y DE TODO LO CREADO )))

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato