Sermón 11 de septiembre 2011: Como razonar cuando no sabemos la voluntad de Dios

A propósito de Sermones

En el capítulo 15 del libro de Hechos, es un evento significativo en la historia de la iglesia de Jesucristo. Aunque usted no lo crea este es uno de los capítulos más importantes en la Biblia, en toda la Biblia, es el capítulo 15 y yo le voy a decir por qué dentro de un momentito. Pero vamos a leer aunque sea un poquitito porque es un capítulo demasiado largo. Dice aquí en el versículo 1:

“Entonces algunos que venían de Judea enseñaban a los hermanos de la siguiente manera. Si no os circuncidáis conforme al rito de Moisés no podéis ser salvos…”

Fíjese cuál era la afirmación de esta gente. Si ustedes no se circuncidan porque es el ritual que usaban los judíos para declarar a un niño miembro fidedigno de la comunidad de Dios, de la comunidad judía. Si no había circuncisión era como que no había pertenencia en el Reino de Dios, según la ley de Moisés, era la señal de ser parte de la familia del Reino de Dios. Y entonces estos judíos le enseñaban a los nuevos creyentes, a los gentiles que se convertían al judaísmo. Si ustedes no se circuncidan no son salvos.

Ahí había una controversia teológica. Esa era una declaración teológica de mucha envergadura y esto iba a causar una seria dificultad en el pueblo cristiano que apenas estaba levantándose en este tiempo que vemos en el libro de los Hechos. Dice aquí:

“… Como Pablo y Bernabé tuviesen una discusión y contienda no pequeña, léase un salpafuera, una pelea terrible. Sabe que aún en aquellos tiempos los cristianos se peleaban. Eso no es costumbre solamente de aquí, de León de Judá o de las demás iglesias de la ciudad de Boston. Eso lo consagraron los hermanos del libro de los Hechos. Porque a veces como que romantizamos e idealizamos a la gente de la primera iglesia. Oh, si pudiéramos ser como la iglesia primitiva. Gloria a Dios. Hay iglesias que se llama la iglesia primitiva, bueno eran primitivos porque eran como cavernícolas, a veces se daban macetazos, vivían a macetazos limpios.

Pero hubo contiendas siempre. Pablo y Bernabé se pelearon por Juan Marcos, recuerdan la historia? Y después no siguieron trabajando juntos, aunque se amaban estoy seguro y todo lo demás, pero tuvieron una contienda también.

Aquí vemos que hubo una seria discusión, yo me imagino esos judíos. Usted se lo puede imaginar ahí discutiendo todos acalorados por algo que para ellos era absolutamente importante, casi estoy seguro que se iban a los puños.

“… una discusión y contienda no pequeña…” No tuvieron solamente una discusión sino que también tuvieron una contienda para que quede claro que esto era serio. “… con ellos, se dispuso, es decir se decidió, que subiesen Pablo y Bernabé a Jerusalén y algunos otros de ellos, a los Apóstoles y a los ancianos para tratar esta cuestión….”

En el versículo 6 dice aquí, “… que se reunieron los Apóstoles y los ancianos para conocer de este asunto…”

Vamos a dejarlo allí. Qué está pasando aquí? Hay un tema que es bien, bien importante. Bueno, de paso, déjenme decirles para que ustedes tengan una idea, yo no leí el capítulo 14 porque quería saltar un poco y avanzar en el estudio, pero lo que estuvimos discutiendo en la semana anterior fue el primer viaje misionero del Apóstol Pablo con Bernabé. Salieron a predicar el Evangelio a diferentes ciudades y ahora han regresado a Antioquia de donde salieron originalmente. Llegan a Antioquia, han estado unos meses fuera y descubren… recuerdan que Antioquia era una ciudad eminentemente cosmopolita, era como León de Judá, había centroamericanos, sudamericanos, caribeños de todo tipo, africanos, asiáticos, anglosajones, eran un enjambre de humanidad tremendo. Antioquia era una de esas ciudades muy, muy variada, muy diversa, había mucha gente gentil.

Y allí como ustedes recordarán, Dios hizo algo muy poderoso y hubo gentiles que se convirtieron al Señor y recibieron a Jesús como también como su salvador. Y entonces se les complicó la cosa a la iglesia, porque hasta entonces en su inmensa mayoría los primeros conversos eran judíos, que se habían convertido y habían recibido a Jesús como su Mesías prometido. Hasta ese momento todo estaba muy bien, porque era simplemente añadirle un componente al judaísmo. En realidad, para muchos judíos convertidos a Jesús, todo seguiría más o menos igual. Los judíos un grupo étnico ya acostumbrado a sus leyes y a sus costumbres, seguirían ahora con Jesús como Mesías. Eso era todo.

Pero de momento comienzan a convertirse estos guatemaltecos y salvadoreños y dominicanos y le complican la fiesta a los judíos porque esta gente vienen con otras costumbres, vienen con una cantidad de complicaciones, muchos de ellos casados, son polígamos, tienen dos o tres mujeres y tienen hijos de diferentes mujeres, comen carne de cerdo y una cantidad de cosas raras, no se visten de la manera en que se visten los judíos, no guardan los rituales, no tiene el trasfondo histórico cultural que tienen los judíos y toda esa gente llega meneando la colita a la sinagoga, aquí estamos, nos convertimos, somos de ustedes. Y entonces los judíos tienen que preguntarse, qué hacemos ahora con toda esa gente?

Qué pasa, hermanos? Cuando una iglesia comienza a ser efectiva en el evangelismo, cuando una iglesia comienza a atraer gente rara, algunas de esa gente estaban aquí esta mañana en el servicio. Qué usted hace cuando va a saludar a una persona que es un hombre pero tiene senos de mujer y se viste de mujer y está ahí, y usted lo va a saludar. Qué hace uno con esa persona? Lo pasa de largo y lo desprecie y [inaudible] qué hace esto aquí. No, pero la verdad es que te complica la vida. Es mucho más fácil cuando todo el mundo se viste como varón o de mujer. Ya usted sabe a qué atenerse. Pero cuando hay esas complejidades, qué hace uno?

Por qué? Porque si la iglesia está haciendo su trabajo esa gente va a llegar y hay que gozarse con su presencia, hermanos, déjenme decirlo. Pero le hacen la vida difícil a uno, porque qué hace uno? Ahí está doña Checha mirando al pastor diciendo, vamos a ver si el pastor es un hombre de Dios y lo va a sacar a patadas de la iglesia o lo va a dejar ahí. Hay presión, hay diferentes personas que piensan de diferente manera, dicen, bueno, está bien, pues que venga a la iglesia pero que se vista como un hombre y que se deje de sinvergüencería. Y ya quieren al otro domingo que esa persona esté santificada con su pelo tipo Elvis Presley para atrás, mirando a las mujeres mal o lo que sea. Ellos estarían felices de que así fuera, pero hay un proceso muchas veces y la iglesia se complica.

Fíjese, las únicas iglesias que no tienen problemas con ese asunto es la iglesia que está muerta y que todos son gente de 50 años en el Evangelio y ya están muertos ellos también ellos aquí en el servicio y nadie se porta mal ni nada porque no hay nadie nuevo que está viniendo al Señor, con las dificultades, las contaminaciones, los problemas de la vida.

Ahora, cuando una iglesia está siendo evangelismo efectivo van a venir todo tipo de especimenes raros a la iglesia y gloria a Dios por eso. Pero, la iglesia tiene que ser bien sabia y entendida en cómo trata a esas personas, en lo que Dios va haciendo su obra en ellos.

Usted no sabe las cosas que uno lucha aquí en la iglesia continuamente. Por qué? Porque es una humanidad muy diversa y entonces cuando uno predica uno tiene que tener cuidado por acá, por allí, uno tiene que ser un abogado increíble para no enajenarlo, también predicar la palabra de Dios clara, etc. Es una comunidad muy compleja la nuestra, pero como estamos haciendo evangelismo y como está viniendo gente nueva a la iglesia, pues vienen a veces conviviendo, no están casados, cuando tienen hijos, hay personas con problemas de sexualidad, de identidad sexual. Otros vienen con ojos que todavía no han sido santificados y una cantidad de cosas tremenda, malos hábitos y teenagers con aretes y con cosas en la nariz y con tatuajes, y veinte mil cosas, todo eso es parte de la vida de una iglesia que está alcanzando la comunidad.

Pero eso obliga al liderazgo de la iglesia, y a la iglesia a buscar mucho el razonamiento divino para saber cómo relacionarse con esas personas, cómo llevarlos a la santidad y a la definición de lo que Dios quiere, pero tampoco hacerlo de manera como un pez que usted le jala demasiado rápido y el anzuelo y se le escapa, cómo también usar sabiduría. Es una ciencia del espíritu yt hay que tener mucha sabiduría y tolerancia y amor y misericordia y gracia a la vez que también un compromiso con la santidad de Dios o con la palabra de Dios.

Yo creo que nuestra iglesia eso es lo que nosotros tratamos de hacer siempre, encontrar un balance, por eso es que a veces la gente no sabe si nosotros una iglesia impía o somos santos o qué, porque no saben porque hay de todo y la gente piensa como que quizás nosotros no somos lo suficientemente insistentes en la santidad, otros allá fuera no vienen porque la iglesia es demasiado insistente en la santidad. Pero hay que buscar el balance.

Yo veo aquí en este pasaje de Hechos, capítulo 15 a la primera iglesia cristiana, la iglesia primitiva, luchando en contienda, precisamente por un problema que ellos no se esperaban. El Señor no les dejó instrucciones a ellos específicas acerca de qué hacer cuando llegaran los gentiles. Es más, ni siquiera estaba tan clara la teología. Recuerdan cuando Pedro que el Señor le da esa visión del lienzo que baja, claro que se recuerdan porque yo lo prediqué y ustedes se recuerdan todo lo que yo predico.

El Señor envía un ángel a Cornelio que es un centurión romano, es un soldado romano. Sabe Dios cuantas cabezas Cornelio cortó por ahí, cuántos azotes le dio hasta a judíos también. Era un centurión romano. Usted no llega a ser un capitán de un ejército romano si no ha cortado unas cuantas cabezas y dado unos cuantos palos por ahí. Y sin embargo, este hombre era tan temeroso de Dios, quería servir al Señor, leía las Escrituras judías, oraba, daba limosnas, hacía buenas obras, y el Señor fue conmovido a enviar un ángel y mandar a buscar a Pedro y Pedro no quería ir porque eran gentiles. Y el Señor le da esa visión de ese lienzo con animales cuadrúpedos y todo tipo de cosas y le dice, “Mata y come, Pedro.” Y Pedro dice, “No, Señor, porque yo soy un judío santo y comprometido. Yo no como nada inmundo.” El Señor le dice, “No llames inmundo lo que yo he santificado.” Lo estaba preparando para que cuando vinieran de la casa de Cornelio y lo mandaran a buscar, que él estuviera preparado teológica y mentalmente para ir a esa casa de gentiles y predicarles el Evangelio.

Porque es que Dios siempre está más delante de nosotros, hermanos. Hay tantas cosas que a veces uno… por eso le digo, uno tiene que siempre ser muy cuidadoso con lo que uno dice. No, yo nunca voy a hacer esto, nunca voy a creer eso y criticamos a la gente porque hace… Mire, cuántas cosas uno ha tenido que cambiar en su vida que uno antes ni siquiera se hubiera atrevido a pesar que eso era de Dios, al contrario eso es del diablo, pero con el tiempo hemos visto que no, que está bien y que es de Dios y que aunque yo quizás no lo haga, pero tengo que darle esa libertad, mis hermanos, para que piensen de otra manera diferente.

Entonces la primera cosa que Dios hizo fue con Cornelio y su familia, ir preparando el escenario para preparar esta comunidad judía, ahora convertida a Jesús para lo que él quería hacer en el resto del mundo, porque recuerden, Israel es un puntito mínimo en el mundo y Dios en realidad, vino a través del Señor Jesucristo a salvar a toda la humanidad, pero los judíos se creían que ellos eran el centro del universo, los únicos.

Cómo usted le cambia la mente a gente que se creen que son los únicos de toda la tierra. Dios los había escogido a ellos como punto de partida, pero no como el final de la cosa. Dios quería que ellos fueran una levadura santa que tocara a toda la humanidad, pero se quedaron metidos entre ellos.

Entonces Dios quiere cambiar su mente, Dios está estableciendo las bases para la historia de la iglesia y entonces primero hace la cuestión con Cornelio, hace también el asunto de Antioquia que se comienzan a convertir, en Samaria se comienzan a convertir samaritanos y entonces la iglesia no tiene las herramientas bíblicas para decidir qué está pasando, qué hacemos con esta gente nueva que está llegando con sus costumbres diferentes, los convertimos en judíos también? Los obligamos a guardar todas las leyes de Moisés, además de creer en Jesucristo para que entonces tienen que andar con todas las herramientas y todos los atuendos de los judíos y todas las comidas, y las costumbres, o simplemente le permitimos que acepten a Jesús como Señor y salvador y que continúen con sus costumbres.

Era un problema, nosotros hoy en el siglo XXI uno dice, bueno, cuál era el problema? Por qué se preocupaban tanto? No, imagínense ustedes que de momento viniera alguien y le dijera que los hombres tienen que usar falda, por ejemplo, también para predicar, hay que pararse aquí con una falda para que el pastor pueda predicar o cosas raras. Hay problema, porque uno piensa, no, tienen que ser las cosas de esta manera.

Y esta gente experimentó un choque cultural, espiritual, teológico, bíblico, no sabía qué hacer. Y como digo, desgraciadamente el Señor Jesucristo no les había…digo desgraciadamente porque todo está en la providencia de Dios, pero no se les había dicho cómo bregar con esa situación. Así como nosotros los pastores muchas veces tenemos situaciones que no sabemos cómo lidiar con ellas, qué explicación darle a la gente, qué decisión hacer en un caso raro, que conviene en el tema de la consejería.

Y entonces, ellos tuvieron que hacer esa decisión. Ahora, cuando Pablo y Bernabé regresan de su primer viaje a Antioquia descubren, como dice aquí, que había gente judía que le estaban diciendo a los nuevos convertidos, en la ausencia de Pablo y Bernabé, que ellos tenía que guardar toda la ley de Moisés y circuncidarse porque sino no eran salvos. Y entonces eso estaba causando un gran tristeza entre los conversos gentiles porque decía, caramba, pero por qué tengo yo que dejar esto, por qué tengo que dejar lo otro. Para ellos era completamente raro todo esto que le estaban enseñando. Y estaban causando mucha consternación.

Y entonces, Pablo que ya tenía claro… Pablo era un hombre iluminado, entendido en las cosas de Dios y Pablo sabía que Cristo, su muerte en la cruz, era lo que se necesitaba para asegurar que una persona fuera salva, no las obras de la ley.

Aquí es algo bien importante, hermanos, esto es para ustedes y para mí. Yo necesito que ustedes entiendan esto porque es clave en nuestra vida cristiana y es una de las grandes controversias de la iglesia a través de los siglos. Qué es lo que hace que usted pueda aspirar a entrar a la vida eterna? Qué es lo que garantiza que usted en este mundo lleno de pecado que usted va a cometer, errores, caídas, zigzagueos en su jornada cristiana, cuál es el ancla a la cual usted se puede agarrar en medio de las batallas de la vida? Qué es lo que le garantiza a usted cuando usted muera, usted va a entrar a la presencia de Dios, qué es? La muerta de Jesús en la cruz del calvario, sí o no? la sangre de Cristo derramada en la cruz del calvario, el sacrificio de Jesús en la cruz. Eso es lo que paga el precio de su culpabilidad, que todos la tenemos delante de Dios. Nadie puede ser justificado delante de Dios, excepto por un sacrificio perfecto de Cristo Jesús.

Cómo hacían los judíos antes de que viniera Jesús y muriera en la cruz para ganarse el perdón y la aceptación del Padre y ganarse el ticket de buen judío? Cómo lo hacían? Trayendo sacrificios al templo, verdad que sí? Ofreciendo sacrificios. Era todo un ritual externo que garantizaba que el pueblo judío y que todo judío piadoso podía decir, yo soy miembro de la congregación de Israel, yo puedo llamarme un buen judío, yo soy aceptable ante los ojos de Dios. Por qué? Porque practico los rituales que mi religión prescribe y eso era lo que todo buen judío pensaba le garantizaba entrada al Reino de Dios y pertenencia en la tribu de Israel. Así se enseñaba en la ley de Moisés.

Cuando viene Cristo al mundo lo que Dios en realidad tenía intencionado del comienzo de los tiempos se hace real y la idea era de que nadie a través de toda la historia pudo ser justificado verdaderamente a través de un sacrificio de una animal o de un rito. Eso no era suficiente para pagar la culpabilidad.

Entonces, lo que Pablo dice, miren, hermanos, todo eso que nosotros hemos aprendido de la ley y todo lo demás, era simplemente una metodología que Dios estaba usando para que nosotros entendiéramos que por esos rituales nadie puede ser salvo y preparándonos para aceptar a Cristo Jesús como el sacrificio definitivo, una vez por todas y que entonces lo que único que uno tiene que hacer es enchufarse, por así decirlo, pegarse al sacrificio que Cristo hizo en la cruz, apegar a la sangre de Jesús, decir, yo creo que lo que él hizo en la cruz, eso es lo que me da justificación y vida eterna, no, nada que yo vaya a Roma dentro de rodillas y me suba por el Vaticano con mis rodillas sangrando, o que me despedace en un lugar, o que deje de comer carne por cien días, o lo que sea, nada de eso justifica a una persona delante de Dios. Por qué? Porque ninguna de esas cosas es suficiente para pagar la deuda que tu tienes para con Dios..

Cuando tu pecas, tu ofendes a Dios de tal manera, una sola ofensa contra la santidad absoluta del Padre, es tan grande que nada que tu puedas hacer aquí en la tierra, en realidad, es suficiente para pagar tu pecado. Imagínese nosotros que cometemos miles y miles de pecados durante toda una vida. Y aún cuando estamos en el Evangelio todavía pecamos y ofendemos a Dios.

Entonces, qué es lo que garantiza que tu puedas venir ante el Padre y presentarte ante el Padre y decir, hey, todos mis pecados están pagos, todos mis pecados están neutralizados. Lo único que justifica eso es la sangre que Cristo derramó. Él en un sentido se paró en tu lugar y cuando él murió en la cruz, tu estabas muriendo en él y él estaba muriendo para ti y él estaba pagando ya toda la deuda de todo el pecado de la humanidad, pasado, presente y futuro en la cruz del calvario.

Entonces, lo que un ser humano hace cuando le decimos, recibe a Cristo, acepta a Cristo, reconoce a Cristo como tu Salvador, lo que estamos diciendo es que tu estás diciendo al Padre, Señor, a través de eso que Cristo hizo en la cruz escribe mi nombre en el libro de la vida. Yo entiendo, reconozco y acepto y valido lo que tu dices de que él es la propiciación, es el pago de mi culpabilidad. Yo acepto eso y por lo tanto escribe mi nombre.

Entonces, tu entras en el plan que Dios estableció de que la salvación es por medio del derramamiento de la sangre de ese cordero perfecto que es Cristo Jesús.

Eso es bien importante porque cuando esta gente judía viene y le dice a esos gentiles, ¿saben qué? Si ustedes no se circuncidan y si no guardan la ley de Moisés, ustedes no pueden ser salvos, lógicamente, teológicamente lo que estaban diciendo es que lo que Cristo hizo en la cruz no es suficiente para su salvación. La salvación, están diciendo ellos, es Cristo más la circuncisión, y las obras de Moisés.

Y Pablo dice, eso no tiene sentido. De paso, si usted quiere estudiar esto más elaboradamente léase el libro de Gálatas por eso es tan importante conocer la Biblia. El libro de Gálatas fue escrito precisamente para aclarar en una forma sistemática ese asunto, de si somos salvos por la ley y por Jesús o simplemente por Cristo Jesús.

Entonces, todo esto fue la controversia… Pablo le dice, no, no confundan a esta gente, no le pongan cargas que nosotros mismos cuando estábamos bajo la ley no podíamos llevar, nosotros mismos sabíamos que la ley no nos quitaba ni siquiera el sentido de culpabilidad. No podíamos guardar todos los rituales de ley, sabíamos siempre que estábamos en déficit, siempre estábamos tratando de hacer algo más para ganarnos unos puntitos más con Dios.

Y Pablo dice ahora, no, ahora en Cristo Jesús ya… la ley era simplemente un andamiaje, un andamio, era como para ayudarnos a llegar a Cristo. En lo que venía Jesús se nos dio la ley para que nos mantuviera entretenidos, para que pudiéramos hacer algo. Pero ya cuando llegó lo verdadero, el andamio, dale una patada y entonces nos quedamos con lo verdadero, que es Cristo Jesús.

Ahora, no se quieran quedar con el andamio si ya llegamos a donde teníamos a llegar, dice Pablo. Ahora, qué pasa? Recuerden que esto es en el tiempo… Pablo no es el Papa de la iglesia primitiva, Pablo es simplemente un gran hombre que Dios está formando. Hoy en día nosotros leemos sus escritos y decimos, no, el escrito estaba inspirado por el Espíritu Santo, pero piense que Pablo en ese tiempo todavía es un hombre conocido pero no tiene esa gran autoridad tampoco.

Entonces, por eso dice, ¿saben qué? A dónde vamos a ir? Para que decidan ellos qué es lo que se va a hacer aquí. A dónde van? A Jerusalén, porque allí están los 12 Apóstoles que Cristo constituyó como su autoridad. Ahí es donde residen ellos. Es como Roma hoy en día, por eso también tiene su historia, por qué Roma llegó a ser la sede del cristianismo por muchos siglos. Pero al principio de la historia de la iglesia era Jerusalén porque allí están los Apóstoles, allí residen los Apóstoles. Entonces dice, ¿saben qué? Vamos allá, vamos a la autoridad. Cristo dejó una autoridad establecida, ellos son los que van a decidir qué es lo que se va hacer en este caso.

Que importante es que en la iglesia haya autoridad, que nosotros sepamos a quién escuchar, a dónde ir para buscar consejo por asuntos de nuestra vida, y que respetemos esa autoridad. Entonces, ellos envían una comitiva que va a Jerusalén y le presentan el caso de la situación a los Apóstoles en Jerusalén. Y los Apóstoles entonces escuchan, es como un juicio, escuchan a Pablo, escuchan a Jacobo, yo no sé si Pedro estaba presente, parece que no, pero ellos aluden a lo que pasó con Pedro y Cornelio y todas estas cosas. Pablo habla de los eventos que ellos han visto, han sido testigos de todos estos gentiles convirtiéndose en diferentes ciudades y dicen, esto va a continuar hermanos, hay que hacer una decisión clara. No podemos estar aquí y allí jugando una cosa y la otra. Qué vamos a decidir? Esto es fascinante en un sentido.

Déjenme decirle, si usted hoy puede después de este servicio irse a comerse una chuleta, déle gracias a Dios porque esto se decidió ahí de esta manera. Sí, usted puede ir a la [inaudible] eso es porque se decidió esto aquí, que usted podría estar como los judíos en Jerusalén, los asíricos, no comiendo, imagínese un mundo sin langosta, hermanos, el Señor reprenda al diablo. Imagínese un mundo sin camarones, hermanos. Es inconcebible. Había gentiles que decían, bueno, la segunda o tercera mujer, está bien, pero no me quiten mi chuleta porque eso es esencial para mí.

Entonces ellos llevan este asunto… y con esto voy cerrando, hermanos, lo que más me importa de este asunto es cómo los Apóstoles deciden esta situación. Yo creo que aquí tenemos algo, yo creo, de cómo tu puedes cuando vienen situaciones a tu vida difíciles, cuáles son las herramientas que tu vas a usar para hacer una decisión en tu vida, alguna decisión moral, ética, porque nosotros desgraciadamente no podemos mandarle un email al Jesucristo allá arriba en el cielo, Señor, tengo este problema, qué hago? Y él te envía un correo electrónico, donde te dice el Señor, has esto y lo otro.

Nosotros tenemos que usar herramientas humanas iluminadas por el Espíritu Santo. Y yo a veces me pregunta por qué Dios no dejó claro a su iglesia qué tenía que hacer. Hoy en día eso nos causan unos problemas seriecísimos, hay tantas cosas hoy en día, hermanos, que dividen a la iglesia en tantas diferentes maneras.

Piense, por ejemplo, los anticonceptivos, la prevención de la natalidad, cuántos cristianos usan anticonceptivos, y se sienten muy cómodos con hacerlo y dan gracias a Dios por ese recurso que Dios les ha traído a la humanidad. Pero hay hermanos católicos, millones de ellos, y la iglesia católica enseña que no, que usar anticonceptivos no es una práctica que Dios aprueba, y sin embargo nosotros felices y dándole gracias al Señor por esa bendición tan grande. Por qué? Porque el razonamiento de los hermanos católicos es bien interesante. Algo así tan sencillo como eso donde algunos hermanos católicos porque otros ya son muy iluminados y se han ido del lado de los evangélicos porque les conviene.

Pero el asunto es que muchos católicos razonan, bueno, la sexualidad fue hecha para natalidad, es decir, el acto sexual del esposo y la esposa es para procrear hijos, entonces, yo digo, un momentito, no vayan tan rápido, espérese un momentito, es verdadero eso? Podemos decir, la Biblia no dice nada, es simplemente un razonamiento humano. Dicen que todo acto sexual tiene implicado adentro, en el encuentro del espermatozoide y el óvulo de la mujer, hay una implicación de que se va a generar vida, entonces el acto sexual es para crear vida, y si uno le pone impedimentos a esa procreación de vida, entonces uno está yendo en contra de la voluntad del Señor.

Usted puede ver el razonamiento de ellos? Verdad que sí? Tiene sentido en cierta manera. Y para muchos es el razonamiento que ellos aceptan y eso explica, por ejemplo, tanta familia católica que tienen 4, 6, 8 hijos, porque ellos usan… pero también usan su otra manera [inaudible] tienen su forma de tratar de evitar de tener hijos, pero es una forma natural, orgánica.

Pero ellos están razonando de esa manera, nosotros no podemos impedir que el propósito de Dios se cumpla, así que tenemos que abandonarnos a la misericordia de Dios y que Dios determine cuántos hijos vamos a tener. Ellos están razonando. Uno le podría decir, bueno, sí pero espérate un momentito, no me digas a mí que solamente el acto sexual es puramente para procrear, porque y qué del placer? No habrá creado Dios el acto sexual simplemente para el placer del esposo y la esposa. No lo ha creado también para fomentar intimidad entre el esposo y la esposa? No lo habrá creado Dios también simplemente para al hombre y la mujer unirse, estemos como declarando al mundo y a los aires de la unidad de lo femenino y lo masculino que es como que Dios… aunque yo sé que la gente cuando está en ese asunto lo que menos está pensando es [inaudible]. Pero podría ser también un reflejo del amor de Cristo y su iglesia, etc.

Pero la idea es, hermanos, que no es posible decir, bueno, el acto sexual entre la esposa y el esposo es puramente algo clínico, simplemente para procrear hijos, porque entonces por que no usar una sábana bien grande que no se vean ninguno de los dos simplemente para crear un hijo y eso es todo, ¿no?

La comida, para qué se hizo la comida? Fue la comida simplemente para nutrir el cuerpo? Y entonces por qué no se come usted sin sal y hervido y ya se lo come, porque es simplemente para darle alimento al cuerpo. Nosotros hemos creado la comida y le ponemos sazón, somos dominicanos lo ponemos tres días en la nevera con todo tipo de sazón y entonces la quemamos para que no se reconozca lo que es y una cantidad de cosas, porque nos gusta. Hemos hecho de la comida, sí, su propósito primordial es alimentar pero también hoy en día se ha convertido… usted invita a un amigo a la casa y prepara toda la cena y pone el mejor mantel y usted ha adornado algo. Entonces no se puede decir, es solamente para una sola cosa.

Ya me fui tan lejos que ni siquiera sé donde estoy. Uno se mete en estas cosas y no sabe después cómo regresar. Lo que estoy diciendo, hermanos, hay tantos asuntos en la Biblia, tantos asuntos en las cosas del espíritu que usted puede ver cómo diferentes personas piensan en diferentes maneras, y a veces tenemos que respetar el razonamiento porque no hay una palabra clara. Con esto de la natalidad, por ejemplo, mira, yo respeto a mis hermanos católicos que creen que debe ser así, amén. Bueno, yo digo, mira, no comparto ciento por ciento tu razonamiento pero me hace sentido y amén, respeto eso.

En la Biblia no hay nada que me diga a mí que tiene que ser así. Ahora el hermano católico debe respetar mi punto de vista con respecto a que sí se pueden usar anticonceptivos, porque en realidad, él dice, bueno, está bien, este hombre está bregando y hay sentido en lo que él dice, está bregando bíblicamente. Amén. Vamos a simplemente live and let live.

Ahora, hay otros casos en la Escrituras que son bien, bien claros y que no es tan fácil escaparse uno. Hay cosas que son claramente escriturales y que la Biblia lo dice en veinte mil diferentes maneras y dondequiera que usted lo coja es claro lo que dice y en ese caso hay que creer lo que dice la palabra. No me venga con el hambre, el mundo y el diablo y cosas así, no porque esto es lo que dice la Biblia y hay pararse sobre eso. Y no me [inaudible] porque me pierdo otra vez en otra cosa.

Pero, hermanos, de nuevo en este caso del asunto de los gentiles y la ley de Moisés, no había nada claro. Lo que tenían era, la ley de Moisés y este hecho absolutamente extraordinario de que Jesús había venido como propiciación para los pecados de toda la humanidad y por su sangre y su muerte nosotros recibimos la salvación.

Qué hace uno con esas dos piezas? Y eso es lo que los Apóstoles tratan de decidir aquí. Y hay una cosa que ellos usaron, de nuevo, no tengo todo el tiempo… pero miren, cuando yo los veo razonando a ellos con todas esas piezas yo veo que ellos usaron unos cinco o seis o siete elementos que nosotros hacemos muy bien en usar siempre en nuestra vida para cualquier decisión seria en la cual no tenemos una palabra clara del Señor. Si quieres apuntarlas puedes hacerlo, pero yo veo aquí la iglesia de Jesucristo tratando de usar la poca luz que tenía con respecto a un tema tremendamente serio, de gran envergadura y nosotros muchas veces en nuestra vida, con nuestros hijos, nuestro matrimonio, nuestras finanzas, la vida de la iglesia, relaciones humanas, noviazgo, trabajo, vamos a estar en situaciones en que no tenemos una palabra absolutamente definitiva de parte de Dios acerca de cómo obrar. Y cuáles son las herramientas que nosotros debemos usar para decidir en la vida?

Miren, lo primero que yo veo claramente que esta gente usa aquí es la Escritura. Ellos, la Biblia que tenían era la Ley de Moisés, los escritos de Moisés y ellos están tratando de encontrar allí qué dice la palabra. Pero Moisés no tenía nada claro acerca de esto, a la luz, sobretodo, del evento de Cristo Jesús y lo que está pasando. Es decir, que número uno, cuando nosotros tenemos problemas y dilemas en la vida primero tenemos que ir a la palabra, qué dice la palabra de Dios? Y por eso es que yo insisto tanto a mis hermanos, conozcan la Biblia, estudien la Biblia, compenétrese con la Biblia, conozcan la Biblia de cabo a rabo, métanse dentro de la Escritura hasta que la Biblia coloree su forma de pensar y usted pueda usar siempre la palabra en cada cosa, que usted sepa dónde acudir. Qué dice la Escritura acerca de esto? Qué dice la palabra acerca de lo otro? Qué dice Dios acerca de esto?

Para mí esa es la pregunta número uno. Y si la palabra de Dios dice algo, yo me tengo que ir banco con eso, sabe? Aunque no me guste, aunque patalee, si la Biblia lo dice, yo tengo que creerlo y si es clara yo tengo que aceptarlo. Número uno: la Biblia siempre.

En segundo lugar, nosotros tenemos que usar la iluminación del Espíritu Santo. Los Apóstoles cuando dan su dictado final en el versículo 28 dice:

“… Porque ha parecido bien al Espíritu Santo y a nosotros, esa es una expresión escandalosa, al Espíritu Santo y a nosotros, no imponemos ninguna carga más que estas cosas necesarias…”

Lo segundo, yo tengo entender, estoy tratando de poner orden de importancia, el Espíritu Santo. Hermano, dentro de ti está el espíritu de Dios que te ilumina. El Señor Jesucristo dijo que el Espíritu Santo nos guiaría hacia toda verdad. tu no estás solo ahí nadando entre la Biblia y el mundo para encontrar enseñanza y solución para tus problemas. Siempre pídele al Espíritu Santo, dame sabiduría, enséñame qué tengo que hacer.

Ayer mismo yo tenía que predicar en un evento de Septiembre 11 y no estaba seguro cómo agarrar el tema por el tipo de audiencia que íbamos a tener. Yo tengo que decir, Señor, yo estuve luchando la noche anterior y por la mañana, Señor, qué tu quieres que yo diga? Cómo tu quieres que yo enmarque esta meditación? Cómo quieres que yo use esos minutos que me han dado? Si yo me pongo solamente con mi razonamiento humano, estoy perdido. No, yo tengo que creer que el Espíritu Santo me va a decir y me va a dar la respuesta.

Esta misma mañana, cómo escojo yo este tema tan grande y tan difícil, y lo meto dentro de un marco que ustedes puedan entender y que no se exceda más de la cuenta, que ya de hecho me he excedido, así que el Espíritu Santo no me habló todo lo que yo necesitaba. Pero uno tiene que buscar, Señor, siempre órale al Señor que te de entendimiento, di, Espíritu Santo yo necesito sabiduría para esta decisión que tengo que hacer. Háblame y lucha con el ángel de Dios hasta que tu recibas una palabra de Dios. Pídele al Espíritu Santo que te ilumine. Dios quiere darnos sabiduría.

El Apóstol Santiago dice si alguno tiene falta de sabiduría qué dice? Pídala a Dios, el cual da abundantemente y sin reproche y le será dada. En toda situación de tu vida pídele al Espíritu Santo que te ilumine. Hazte un adicto al Espíritu Santo para cada decisión, nunca salgas de tu casa sin decir, Señor, no tengo claro qué le debo decir a esta persona hoy en mi trabajo, pero pido sabiduría de tu parte. Dame entendimiento. Entonces ellos usaron el Espíritu Santo, oraron, y finalmente dijeron, ¿saben qué? Nos ha parecido bien al Espíritu Santo y a nosotros. Guau! Mucha tela que cortar en esto.

Pero de nuevo, la palabra de Dios, el Espíritu Santo. Hay una tercera cosa que Dios no te ha quitado y es tu razonamiento humano. Tu debes usar también tu educación, tu razón, tu sentido común, hay muchas cosas que tu tienes, Dios no te quita tu facultad de razonar humanamente. Hay mucha gente que lo único que está buscando, Señor, una palabra. Quieren que un angelito baje del cielo, meneando la colita y que le suspire al oído lo que Dios le dijo. Y mucha gente se pierde en esos vericuetos también. Siempre están creyendo, Dios me dijo, y están como esperando una palabra fulminante que baje de arriba, bien empaquetada y eso es lo que tienen que hacer. Salió de la boca de Dios, ahí lo tienen, como un fortune cookie. Eso es lo que tienen que hacer. Tampoco.

Dios usa tu entendimiento, Dios usa tu razonamiento. Es bueno uno educarse y leer buenos libros y formar su educación y su intelecto, porque Dios también va a usar tu intelecto para hacer una decisión, él lo va a iluminar pero también va a usar tu intelecto.

Yo creo que otra cosa también que tenemos que usar es el diálogo de la comunidad de fe. Por ejemplo, la iglesia católica tiene la idea de que la tradición patrista, de los padres Agustín, Santo Tomás, Atanasio, todos los escritos de estos grandes hombres y mujeres de Dios, como Juana Inés de la Cruz, Santa Teresa de Jesús, las encíclicas del Papa, todo esto es un corus de enseñanza que es la iglesia de Cristo a través de siglos dialogando a la luz de la palabra de Dios, ellos dicen, eso es importante también, estas personas iluminadas por Dios que han dedicado su vida a iluminar y a dilucidar estos temas del espíritu, no podemos ignorarlos, es como que es toda una red de reflexión bíblica que para que tu vas a reinventar la rueda? Vamos a ver qué Dios le ha dicho a toda esa gente y vamos a menear eso ahí en un saco y vamos a ver qué sale de ahí. Dicen, no también….

Y es importante nunca hagas decisiones grandes tu solo, habla con tus pastores, habla con tu líder de célula, habla con una hermana de oración y de ayuno, habla con un grupo de gente a quien tu le tienes confianza, habla con tu madre, tu papá, con gente sabia a quien tu le tienes confianza. Busca sabiduría del pueblo de Dios, hermano, en el pueblo de Dios no hay llanero solitarios. Yo creo que tienes que estar unido a una comunidad de fe que los ayude, que los nutra. Por eso es que todos necesitamos una iglesia, necesitamos un lugar a donde ir y encontrar palabra de Dios para las decisiones de la vida. Es un importante también.

Busca consejo, llévate de consejo. Hay gente sabia en el pueblo de Dios que te puede… por lo menos te pueden dar información que tu puedas usar para después… has tu la decisión, pero deja que la reflexión del pueblo de Dios enriquezca la decisión que tu vas a hacer. Busca consejo, llévate de consejo. Hay un versículo en la Biblia que dice que el que se lleva de consejo llega a viejo y eso es… si no está en la Biblia debiera estar.

Hay que llevarse de consejo del pueblo de Dios. Hay que buscar sabiduría colectiva. Es importante. Los jóvenes hoy en día se creen que ellos no necesitan, el Internet lo resuelve todo, Google me va a dar la solución. El espíritu de Google está matando a la humanidad hoy en día. No, busque sabiduría de parte de la comunidad espiritual también. es muy importante eso.

Otra cosa que yo veo también es… las circunstancias y el sentido común. Pablo razonó y dijo, mire, si nosotros no hemos podido ni siquiera llevar nosotros esa carga de Moisés, cómo podemos entonces tirársela a otro encima. Está usando sentido común. ¿Saben qué? Dios no obvia el sentido común también. yo creo que Dios obra a través de procesos naturales y lógicos para llevar a cabo su principios eternos también. así que observe alrededor de usted, qué está pasando. Yo creo que hay mucha tontería carismática pentescotal en este mundo porque hay muchos carismáticos pentecostales que no están observando con sus ojos cuál es el resultado de esa retórica y de ese estilo. Está produciendo gente sabia, madura, profunda, estable, bíblica, creativa? Está produciendo iglesias saludables, fuertes, impactantes en la comunidad, influyentes, bien administradas, sólidas? En vez de no, porque lo dice fulanito que se cayeron 17 aquí al frente, pues ya [inaudible]

Mire, observe con sus ojos y pregúntese verdaderamente qué resultado está viendo al final del día. Está produciendo gente sana, sabia, madura, estable, prosperada, bendecida o simplemente una cantidad de retórica? Oh, sí Dios está haciendo esto pero qué está pasando. Observe la realidad y si no tiene sentido no… si el rey no tiene tropa, como dice el cuento ese, no le trate de poner ropa porque no la tiene, si está desnudo, está desnudo.

Es importante observe, use sentido común porque Dios no quita el sentido común. Entonces, yo creo que todos estos elementos juntos ayudaron al pueblo de Dios a hacer una decisión que hoy en día nos bendice y que la iglesia todavía está trabajando en eso, todavía no hemos llegado a una conclusión definitiva, pero seguimos trabajando.

La vida cristiana es bien interesante, hermano, viva la vida cristiana, el que se aburre es por su mala cabeza, es bien interesante la vida cristiana. Hay mucha complejidad y Dios quiere trabajar con nosotros. Dios no nos dio todo allí ya hecho, no, él quiere trabajar con nosotros en el proceso de la santificación y el crecimiento cristiano. Muchos de nosotros quisiéramos como que Dios hiciera todo por nosotros, pero no es así. Dios quiere que tu uses tu intelecto, tu razonamiento humano, tus experiencias, el razonamiento de tu comunidad, el Espíritu Santo, la palabra de Dios, buena lecturas, cultura, todo eso junto, hazte un consumidor de todos estas herramientas, instrumentos que Dios ha puesto en tu mano para gobernar el mundo y para que tu hagas lo que Dios quiere que tu hagas.

Que bueno que Dios no te convirtió en una marioneta. No, Dios quiere conquistar en la tierra contigo por él se permite todo esto que está pasando en el mundo porque él demasiado generoso para hacerlo todo él solo. Quiere el Señor que nosotros podamos [inaudible] cuando tengamos problemas vamos a [inaudible] amén.

Vamos a bajar nuestras cabezas un momento, yo le pido al Señor que le de sentido a todo esto que hemos dicho aquí. Si algo bueno dijo agárrate de eso y lo demás olvídate. Pero yo sé que algo bueno hubo ahí que tu puedes llevarte a la casa hoy, mientras te comes tu chuleta y tu cerdo, dale gracias al Señor, dale gracias a Dios porque Dios es generoso, Dios es bueno, todo lo que él creó es bueno, la cultura, la historia, la política, la finanzas, las ciencias, todo es bueno, todo es para que nosotros lo disfrutemos desde una postura de respeto y reverencia al Señor.

Gracias, Padre, haznos hombres y mujeres maduros, una iglesia compleja. Queremos ser una iglesia que refleje la riqueza del Reino de Dios, queremos criar cristianos maduros, Padre, gente sólida que use todo lo que tu has puesto en nuestras manos, gente que pueda gobernar la tierra, Señor, sojuzgar el mundo que tu has creado, y darte gloria a ti por su manera madura de caminar sobre la tierra.

Te bendecimos en esta mañana. Gracias por estar en tu casa. Nos gozamos, Señor, con la presencia de tu espíritu, bendice a mis hermanos, fortalécelos, devuélvelos a sus casas con gozo en sus corazones y paz, Señor, y la seguridad de que tu vas con ellos, tu estás con ellos día a día y tu eres su Dios y tu los acompañas en toda lucha y en toda situación de la vida. Yo los bendigo en sus ansiedades y sus luchas, en sus zigzagueos, en sus caídas, en sus fracasos y en sus triunfos, en sus aspiraciones y sus anhelos, los bendigo y bendigo tu iglesia y las familias aquí representadas y las comunidades aquí representadas.

Te damos gracias por el privilegio de ser miembros de esta familia de fe. Te bendecimos, Padre, en el nombre de Jesús. Y el pueblo de Dios dice, amén.

Sermón de Roberto Miranda grabado 11 de septiembre 2011 en Congregación León de Judá Oir | Ver (100K) | Ver (400K)


Oir y ver más presentaciones grabados 11 de septiembre 2011


Archivo de Sermones

Comentarios

 
 

Saludos desde Paraguay...Gracias por los buenísimos artículos que me haceis llegar...me son muy útiles y me ayudan mucho..."a razonar cuando no se la voluntad de Dios"..Bendidiones!!!

 
 

Dios es maravillosos hace cosas que solo el puede hacer porque es quien reina, es el crteador y el dados de todo, a usted Pastor Miranda le ha dado el don de predicar con sabiduria y
darnos estos sermones que nos lllenan de alimento espiritual para seguir en los caminos de Dios, Que dios le continue bendiciendo a mi me ha servido de mucho el enlace con esta organización.

Amen

 
 

BENDICIONES,LA PREDICA DE ESTE DIA ME A DADO FUERZAS Y ACLARADO QUE DIOS ME AMA. POR QUE DESDE CHICO QUE VENGO LUCHANDO CON MI VIDA DE HOMOSEXSUAL.FUI A MUCHAS IGLESIAS PERO NUNCA ME ANIME A CONTAR A ALGUN PASTOR O LIDER POR TEMOR A QUE ME RECHACEN. PORQUE YA NO QUIERO SEGUIR SUFRIENDO YA SUFICIENTE CON TODO LO QUE ME PASA.BUENO DESDE BUENOS AIRES LES DOY LAS BENDICIONES.

 
 

Bendiciones pastor Miranda le agradezco a Dios por su vida y que le siga usando en sus manos como hasta ora para que siga alimentando a mucha gente, gracias por sus mensajes que han sido de bendición para mi, gracias a Dios por su vida, mis bendiciones en el nombre de Jesus.

 
 

verdaderamente estamos tan enanos que no nos damos cuenta de las bendiciones que tenemos a nuestro alcanse gracias x esta bella refleccion no soy niña en el evangelio pero me faltaba una de estas sacudidas de mi señor grasias Dios le bendiga.

 
 

Que Dios Padre poderoso, le bendiga.La oración a nuestro Señor es la respuesta a cualquier duda que surja en nuestra vida cotidiana. Muchas gracias, que nuestro Señor Jesús bendiga grandemente el Ministerio León de Judá.

 
 

Para muchos hermanos conserbadores estremistas este sería un tema polemico, gracias a nuestro Señor Jesucristo que para aquellos tiempos tenia a un hombre como Pablo, atrebido y confiado en esa gracia yena de misericordia que el Padre ha dado; y hoy seguimos dando gracias a Dios, por darnos un pastor tan entendido como lo es el pastor Miranda.
Bendiciones pastor y salud.

 
 

Hermano PASTOR MIRANDA:
Hace algunos meses escucho las enseñansas y la sabiduria que puso nuestro amado DIOS en tu corazon,he tratado de seguir tus concejos y poner en practica tus enseñansas y digo verdad en CRISTO y no miento ,que mi vida y la vida de las personas que me rodean a cambiado para bien,hemos sido bendecidos desde tu pulpito de enseñansa.
Gracias SEÑOR por poner a una persona tan bendecida en mi camino.
AMEN Y AMEN.

 
 

Que alimentador es para mi vida este mensaje,si una vez más estoy de acuerdo que la vida cristiana es muy interesante, es muy hermosa, de gran responsabilidad,y amor a nuestro prójimo. que Dios los bendiga grandemente.

 
 

Hermano Miranda
Gracias, por compartir esta hermosa palabra de Dios, hoy habló a mi vida de una manera muy especial, respondió una pregunta que había estado haciendo desde hace mucho tiempo.
Que nuestro buen Padre lo siga utilizando de esta manera.
Bendicones!!!

 
 

Amado pastor desde este mi terruño colombiano lo bendigo en el nombre de CRISTO nuestro señor por la sabiduria y enseñnaza que deja a su pueblo , gracias por esos maravillosos mensaje que deja inanduada mi alma de santidad y mente de gozo
DIOS TOPDOPODEROSO LO SIGA BENDICIENDO MI AMADO PASTOR
LO AMO EN CRISTO JESUS
WILSON GUERRERO SANCHEZ

 
 

q. mensaje tan enrriquecedor y tan oportuno mi hermano q. Dios lo siga bendiciendo mucho mas y estoy segura q. sera de gran ayuda en stos momentos de incertidumbre en mi vida
muchas grasias.

 
 

Gracias a nuestro Padre por el pribilegio de conocerte Hno ROBERTO MIRANDA, en una predica de mucha utilidad para mi vida de cristiano.

 
 

Doy gracias por compartir estas predicas con nosotro son muy buenas

 
 

preciosa palabra de Dios... y muy pero muy buena prédica... un saludo desde sancristobal de las casas Chiapas y bendiciones para toda su congregación...

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato