Sermón 21 de agosto 2011: La estrategia evangelística de Pablo

A propósito de Sermones
[Roberto Miranda]
  • Presenter: Roberto Miranda
  • Fecha: August 21, 2011
  • Ubicación: Congregación León de Judá, Boston MA

Vamos a la palabra del Señor en el libro de los Hechos, en el Capítulo 13, vamos a ir al versículo 13. Es un pasaje bien largo y por lo tanto simplemente si lo pueden poner en la pantalla, se lo agradezco a los hermanos, usted puede ir leyéndolo poco a poco y yo voy a relatarlo con ustedes y vamos a discutir algunos puntos específicos, y váyalo leyendo conmigo si tiene su Biblia y espero que tenga su Biblia para que usted pueda leer conmigo.

Este es le primer sermón que Pablo predica a una Congregación en su primer viaje misionero. Hace 3 domingos atrás o algo así, vimos a Pablo predicando ante un hombre romano, un alto oficial romano y vimos allí la oposición de este mago, Elimas, también conocido como Barjesús, como un nombre así tenía que ser malo, Barjesús. Y la oposición ocultista de este hombre que quería impedir que este alto oficial romano que podía ser de tanta bendición recibiera la palabra de Dios y vimos como Pablo, lleno del Espíritu Santo lo reprendió, declaró juicio sobre él. Sabe que hay tiempos para juicio y hay tiempo en que la iglesia de Jesucristo no es simplemente simpática, y buena y bonachona, y atractiva y agradable a la gente. A veces la iglesia de Jesucristo tiene también que declarar juicio y abrir también los juicios de Dios sobre una persona o aún sobre una sociedad completa. Y Pablo esencialmente lo maldijo en el nombre del Señor, lo reprendió y declaró que iba a quedar ciego por un tiempo. Y cerró la puerta del demonio que quiere impedir que la gente escuche la verdad.

Y este oficial romano quedó libre para creer y quedó maravillado de la doctrina del Señor que vio que era una doctrina de poder y que era verdadera y real. Y entonces después de esa victoria ellos se van y siguen viajando y llegan a un lugar que se llama Antioquía de Pisidia. Es importante que usted estudie algún día un poquito acerca de los viajes de Pablo porque creo que él hizo tres viajes evangelísticos, tres veces regresó a su lugar de origen y salió otra vez para ir por diferentes partes del mundo grecorromano a predicar el Evangelio, a fertilizar tierra que no habían escuchado la palabra de Dios con el Evangelio. Y esos viajes son legendarios. De ahí Dios comenzó a hacer grandes cosas en toda esa área del mundo. Finalmente Pablo terminó en Roma y ahí termina el libro de los Hechos.

Pero estos viajes usted debe leer acerca de ellos, y usted se va a dar cuenta de algo y es que este sermón del Apóstol Pablo tiene mucho más sentido si usted conoce los eventos de los cuales él está hablando y las cosas bíblicas a las cuales él se está refiriendo. Es como un repaso de la historia de Israel lo que Pablo hace aquí.

El caso es que él llega a Antioquía de Pisidia. Por qué ponen Antioquía de Pisidia? Porque hay otro Antioquía, no se confunda. Hay una Antioquía que es de donde Pablo salió, son dos ciudades con el mismo nombre, pero una es la ciudad de Antioquía de Pisidia, esta es otra región más adelante. Y allí ellos llegan y miren lo que dice aquí en el versículo 14, dice:

“…Entraron en la sinagoga un día de reposo y se sentaron…”

De paso, hay algo interesante antes de eso, dice en el versículo 13 que antes de llegar a Antioquía, llegaron a otra ciudad que se llamaba Panfilia, dice:

“… Pero Juan apartándose de ellos volvió a Jerusalén…”

En ese viaje iban 3, Pablo, Bernabé y Juan, un joven que se suponía que fuera su ayudante. Pero qué pasó? Juan parece que comenzó a darse cuenta que esto no era tan fácil, que no estaban quedan en el Marriott, se estaban quedando en un Comfort Inn o en algún hotelito de esos más baratos y que tenía que pasar hambre de vez en cuando y que no podía tener tres comidas calientes y que esto del trabajo misionero no era tan fácil como él pensaba y se rajó, como dicen los mexicanos. Esto se está poniendo demasiado pesado, yo me voy para mi casa.

Y dice que se apartó de ellos. Usted verá más adelante que eso va a causar… yo señalo esto porque esto va a causar una división entre Pablo y Bernabé. Cuando termina el primer viaje y ellos van a salir al segundo viaje, Bernabé le dice a Pablo que se lleven a Juan otra vez y Pablo dice, no, hombre, este manganzón que nos dejó en el primer viaje, no me lo voy a llevar ahora en el segundo, que se quede en su casa, ese muchacho de mamá, que aprenda a ser hombre. Y dijo, no, no va a ir con nosotros. Y Bernabé se molestó tanto que se separaron Pablo y Bernabé.

Eso nos dice algo acerca del carácter de Pablo. Era un hombre pesado y fuerte también. Es que el Reino de Dios es difícil, hermanos, no todo el mundo puede soportar el servicio al Señor, hay cargas, hay dificultades y se necesita como yo decía el domingo pasado, se necesita gente fiel, gente persistente, gente de corazón y de palabra.

El caso es que Pablo después perdonó a Juan y de hecho Juan vino… estoy casi seguro, no quiero meter la pata, pero ese Juan Marcos escribió el Evangelio según San Marcos, ¿verdad que sí? No me dejen quedar mal. Aquí tengo dos pastores. Sí, él escribió el Evangelio según San Marcos y después el Apóstol Pablo ya avanzado en años le dice, mándame a Marcos porque me es útil.

Marcos parece que se redimió, quizás fue un error de juventud, más adelante ese hombre llegó a ser tremendamente útil para el Evangelio. ¿Saben qué? Dios es el Dios de segunda y de tercera oportunidad. Si tu cometiste algún error, algún fracaso en tu vida, lo que sea, Dios siempre está dispuesto a trabajar contigo. Así que no dejes que el diablo te diga, ya la embarraste, Dios no va a bendecirte, Dios no te va a usar. No. hay segundas y terceras oportunidades en el Reino de Dios. ahora, no abuse de eso. No abuse de confianza tampoco, porque Dios le da un manotazo al más bonito también. No abusemos, pero sí hay oportunidad para servir al Señor y para hacer cosas grandes. No se preocupe si usted tuvo una vida difícil, desordenada y ahora está en los caminos de Dios, no viva lamentando el pasado, mire hacia adelante. Y pregúntese qué puedo yo hacer ahora para que esos años que el ladrón me robó, yo los reponga para el Reino de Dios, para mí vida, mi familia y para mí mismo. Porque siempre está dispuesto a trabajar contigo. No importa dónde esté tu condición.

Dice que entonces vemos que Juan, por eso es que lo pone aquí el Espíritu Santo, pero Juan apartándose de ellos volvió a Jerusalén y entonces ellos siguieron adelante y llegaron a Antioquía de Pisidia y entraron en la sinagoga un día de reposo.

Yo no sé si voy a poder pasar por todo el pasaje porque este es un pasaje muy denso. Pero parémonos aquí, dice:

“…Entraron en la sinagoga…”

Quién sabe qué es una sinagoga? Vamos a aprender muchas cosas en esto. Las sinagogas eran como iglesias judías. La palabra sinagoga es parecida a la palabra Congregación. Sinagoga es en el griego original y se refiere a una Congregación, una unión, una comunidad, entraron a la comunidad.

Por eso es que a mi me gusta cuando el Señor nos dio el cambio de nombre, de iglesia Bautista Central el Señor me animó a mí a ponerle Congregación León de Judá, porque a mí me gusta más el nombre Congregación porque es un nombre como más dinámico, sugiere más. Es como decir la asamblea León de Judá. Eso quiere decir que el énfasis de Dios está no en el edificio… la gente piensa en una iglesia y piensa inmediatamente en un edificio, pero no, el concepto aún de iglesia, lo que quiere decir es una asamblea, es una reunión de gente, es una comunidad. El énfasis tiene que estar siempre en la comunidad, en el cuerpo, en la familia de la fe. Es algo dinámico.

Congregación es cuando el pueblo de Dios se reúne, dondequiera que el pueblo de Dios se reúne ahí hay una Congregación, hay una iglesia, dondequiera que el pueblo de Dios está en el nombre de Jesús ahí está el poder, ahí la presencia, ahí está la actividad del Reino de Dios.

Entonces, los judíos, como Dios los había esparcido a través de toda la tierra, siglos antes habían establecido comunidades dondequiera que… alguien me puede decir, qué se requería para establecer una sinagoga en cualquier parte del mundo, cuál era el requisito número 1? Qué era lo que tenía que pasar antes de que se pudiera establecer una sinagoga? Samuel, estás adorando al Señor, porque mi sermón está tan bueno, o estás diciendo qué? 10 hombres, exactamente.

Se requería en una comunidad 10 hombres. Es decir, que si en la China, en Pekín, había un grupo de judíos que se encontraban allá haciendo negocios o viviendo en Pekín, se tenían que preguntar, hay 10 hombres en la comunidad judías, hay 10 judíos entre nosotros? Si había 10 hombres judíos ya se podía establecer una sinagoga, ya se podía establecer una iglesia. Y entonces en todas partes del mundo donde había judíos, había estas iglesias judías. Dónde estaba el templo principal?

Ustedes desayunaron esta mañana? Donde estaba? En Jerusalén, verdad que sí? En Jerusalén estaba el templo principal. Pero en el resto de la diáspora, dondequiera que había judíos esparcidos había sinagogas, es decir, iglesias. Es como la iglesia romana. Dónde está el centro de la fe católica romana? En Roma. Allá está el Papa, allá está la basílica de San Pedro, pero hay iglesia católicas romanas en todas partes del mundo, era algo así.

Entonces, estas sinagogas eran lugares de adoración donde se reunían los judíos en todas partes del mundo. A dónde va Pablo y Bernabé a predicar el Evangelio? Llegan a una sinagoga. Y de hecho hay mucha tela que cortar en ese asunto que de donde hay 10 hombres…

Qué pasaría, yo pregunto, si León de Judá de momento 10 personas… nosotros tenemos las células, por ejemplo, pero a veces yo pienso que puede haber muchas más células. Qué pasaría si 10 adultos de esta iglesia se reunieran y dijeran, ¿Saben qué? Con el apoyo de nuestra iglesia, su bendición, y siempre respaldando nuestra iglesia no siendo una célula cancerosa, sino un grupo que respete a su iglesia y sea respaldado, vamos a constituirnos en una unidad de combate, vamos a predicar el Evangelio, vamos a reunirnos para orar, para adorar, para evangelizar, para ungir a los enfermos, vamos a traer gente a nuestra iglesia para que reciban y el domingo nos vamos a reunir todos para adorar al Señor juntos. Y vamos a constituirnos en una comunidad de fe entre nosotros.

Qué pasaría? Yo le decía a los hombres, me reuní con el hermano Papo esta semana para almorzar juntos y para hablar acerca del ministerio de los hombres, yo le decía, por qué los hombres aparte de reunirse también juntos, por qué no se dividen una vez al mes, o dos veces al mes en grupos de 10 hombres para juntos buscar la presencia de Dios, invitar a otros hombres para que vengan a ser evangelizados y ministrarles, en vez de solamente estar juntos.

Porque una cosa es los hombres reunirse o las mujeres para simplemente tomar café juntos y jugar domino en el nombre del Señor Jesucristo, y otra cosa es unirse para traer gente a la fe y para fortalecer su iglesia y bendecir su iglesia, y apoyarla y ser un respaldo para su Congregación. Qué podría pasar? Nosotros nos reunimos… donde están un grupo de hombres y mujeres llenos de fe Dios puede hacer cosas poderosas, no se necesita toda la iglesia. Nuestra iglesia es grande y muchas veces la gente no puede ser ministrada.

Yo les tira esa visión a ustedes, atrévanse, diga por qué no podemos nosotros reunirnos con la bendición de nuestra iglesia, y constituirnos en una fuente de bendición, una sinagoga pequeña para gloria de Dios en esta ciudad. Y el Espíritu Santo nos va a ayudar y va a estar con nosotros y vamos a comenzar a esparcirnos por esta ciudad y traer gente al Evangelio. Les tiro ahí gratis, es un ñapa del sermón de hoy.

Pablo y Bernabé van a esta sinagoga, dice que fueron cuándo? El domingo, qué dice? En qué día fueron? Un día de reposo, sábado. Digan todos, sábado. No era el domingo, era el sábado. Porque Pablo y Bernabé todavía estaban en el reloj antiguo, todavía la iglesia cristiana no había comenzado a celebrar sus reuniones los domingos, eso es algo que no sabemos exactamente cuándo fue que comenzó esa costumbre.

Pablo murió siempre siendo un judío cristiano que creía que había encontrado su mesías. Entonces, Pablo seguía con muchas de las costumbres de su pueblo hebreo. Hay mucha tela que cortar. No sabemos cuándo fue cambiando el día de reunión de la iglesia cristiana y se fue transfiriendo al domingo, pero lo que nos dice la Biblia en todas partes es que se reunían el sábado para adorar al Señor. Después Dios fue cambiando y yo tengo idea, pero nadie puede decir con certidumbre por qué fue que la iglesia fue cambiando del sábado al día domingo, que era cuando Cristo había resucitado.

Cuántos saben que Jesús resucitó un domingo? Pero todavía Pablo seguía guardando el sábado aunque él dice que eso no es lo que da la salvación. Pero el caso es que llegan a este lugar, yo espero que todo esto lo esté ayudando a ustedes porque yo quiero que usted aprenda un poco de Biblia y aprenda de historia de la iglesia, y estas son cosas importantes, por eso están aquí.

Otra cosa que yo quiero que ustedes vean es esto, en este pasaje es Pablo presentando el Evangelio. Este es el primer sermón evangelístico que Pablo predica en ese viaje misionero. Anote y observe cómo Pablo va llevando a esta Congregación de judíos a donde él los quiere llevar de poner la mirada en alguien que él sabe que es la persona más importante que esta gente puede conocer, y que va a cambiar su vida. Y él los va llevando como un maestro vendedor, los va sobando preparándolos para dar el golpe de lo que él quiere que ellos compren.

Entonces, dice aquí, sigan conmigo:

“… Llegaron a una sinagoga y se sentaron, dice el versículo 15, que después de la lectura de la ley de los profetas, los principales de la sinagoga mandaron a decirle, varones hermanos, si tenéis alguna palabra de exhortación para el pueblo, hablad…”

Que interesante. Esto es como arqueología y antropología bíblica. Ellos llegan allí y se sientan y parece que era una comunidad, no se sabemos cuánta gente había, quizás 80, 100, 200, no sabemos. El caso es que llegan estos dos hombres y quizás le preguntaron, de dónde son ustedes? Como hacemos nosotros con los hujieres. Llegó el hermano Juan de Jesús, hermano, bienvenido, de dónde vienen ustedes? Cómo se llaman?

Y Pablo dice que él es un rabino, que es pastor, etc. Van a donde… los principales de la sinagoga eran como la junta directiva, eran los diáconos de la iglesia, eran hombres de negocios, gente de importancia, de autoridad espiritual, ellos dirigían la sinagoga. Entonces, cuando se les reporta a ellos que están estos dos hombres, que son pastores o evangelistas internacionales, como dicen por ahí algunos, había una costumbre en las sinagogas de que cuando llegaba un predicador, un rabino o algo así, se le daba oportunidad para que hablara, para que predicara.

Recuerdan cuando Jesús dice que le dieron el rollo de la ley cuando estaba sentado. Él fue a la sinagoga y como era él un rabino, como una cortesía y para ver si tiene alguna palabra que nos de, porque esa es la cosa. Cuando las iglesias se hacen grandes se pierde cierta espontaneidad y yo entiendo por qué. Porque a veces uno pone a una persona a hablar y después le dejan un lío a uno, uno tiene que estar recogiendo los pedazos por dondequiera. Pero muchas veces cuando hay gente así que no todos son predicadores, etc., siempre se depende de la palabra de la gente.

En las iglesias pentecostales no es así, hermano, usted le toca la palabra, y el hermanito se pone a leer la Biblia 20 minutos antes de que le toque predicar. Samuel, no es así? Hermanos, denle un saludo, y el hermanito viene y habla por 40 minutos.

El caso es que se usaba esa costumbre de que se le pedía a esta gente invitada, por eso a Jesús le dijeron, predícanos y entonces el Señor se levantó y leyó el rollo, recuerdan? El espíritu del Señor está sobre mí y me ha ungido para dar libertad, etc. Eso fue lo que pasó. Ellos llegan y la costumbre es esa y entonces les piden que de una palabra de exhortación, que hablen.

Otra cosa interesante aquí también es, dice después de leer, qué dice? Los profetas y la ley. En cada reunión de una sinagoga se leían ciertas porciones, recuerden que no estaba el Nuevo Testamento, los judíos solamente tenían la ley de Moisés, los profetas y los demás libros, que algunos de ellos quizás todavía ni siquiera habían sido reconocidos como libros que el pueblo judío… no estoy seguro donde estaba el canon del Antiguo Testamento en ese tiempo.

Pero el caso es que en toda reunión de la iglesia judía se leía una porción de uno de los profetas, Isaías, Jeremías, Ezequiel, Daniel, lo que fuera, y para tener balance se leía una porción del Pentateuco, los libros de Moisés.

Aquí hay algo bien interesante, hermanos. Número 1, los judíos siempre han enfatizado la lectura de la Biblia. Por qué? Porque era importante que se leyera toda la Biblia para que el pueblo tuviera bien instruido. Cuántos de ustedes me pueden decir a mí que han leído toda la Biblia ya? no levanten la mano, porque me van a deprimir. Todos nosotros debiéramos ya haber leído la Biblia, aún esos pasajes que dice que fulano engendró a zutano y zutano engendró a mengano y mengano engendró a… léalo porque es la palabra de Dios. Quién sabe si lo bendice a uno de una manera que usted ni siquiera se da cuenta.

Toda la palabra de Dios es inspirado y algo tiene. Quizás por lo menos tenga el nombre del hijo que le va a dar en uno de esos mengano engendró a zutano. Hay bendición, lea toda la palabra, conozca la Biblia. A mí me gusta eso. En muchas iglesias cristianas se usa que se lee un pasaje del Antiguo Testamento y un pasaje del Nuevo Testamento. Es importante que nosotros conozcamos la palabra de Dios.

Usted sabe lo que ha preservado a los judíos durante dos mil años de estar errantes por toda la tierra? La palabra. Las Escrituras judías. Ningún otro pueblo de la humanidad ha preservado su identidad, solamente el pueblo judío. Y saben por qué ellos hablan hebreo todavía hoy? Porque su Biblia, su Antiguo Testamento les sirvió como base cultural para mantener su identidad, sus valores espirituales.

Yo creo que las iglesias, las familias, los padres tenemos que inculcarle a nuestros hijos amor por la palabra de Dios. En ninguna casa cristiana deben faltar 5 ó 10 Biblias. Usted debe tener una en el lado derecho de la cama y una en el izquierdo, por si acaso se da vuelta y quiere leer más rápido. Debe tener una en la cocina cuando esté lavando los platos. Debe tener una al lado del televisor por si el Espíritu Santo lo toca. Apague la televisión y coja la Biblia. La Biblia debe estar en todas partes, debe llenar nuestra vida, hermanos.

Y tenemos que leer el antiguo y el Nuevo Testamento porque la palabra de Dios es una sola. A mí me gusta esa idea de que esta gente leía la ley y los profetas. Había balance. Ellos querían todo el consejo de la palabra de Dios. Y si falta un predicador por lo menos que se lea la Biblia.

Entonces, llaman a Pablo y a Bernabé y le dicen, “Varones hermanos, si tienen alguna palabra de exhortación hablen.” Y entonces Pablo se levanta y manda a toda la gente que callarse, hecho señal de silencio, con la mano. Por qué? Porque muchas veces en la sinagoga había… era como una gallera, a veces la gente hablaba, discutía cosas, no era un lugar pasivo, tranquilo. Los judíos nunca han sido gente tranquila. Y entonces había momentos en que había discusión. Les va a decir que las mujeres que guarden silencio, que se callen, porque estaban sentadas en la plataforma arriba, en los balcones hablando y cuchicheando e intercambiando recetas de cocina mientras predicaban abajo los hombres y Pablo decía, guarden silencio, pon atención. No era que estuvieran calladas, que no dijeran nada en la iglesia, era que guardaran silencio porque las metían a las pobres allá arriba en la gallera mientras los hombres supuestamente hacían el trabajo aquí abajo.

Pablo dice, guarden silencio, guarden el orden. Y con razón las pobres, tenían que contaminarle a los hombres allá abajo que las dejaban abandonadas. Me alegro que dijeran sentir tu presencia. Pero Pablo dice, guarden silencio.

Entonces, cuando Pablo va a predicar hace señal y que guarden silencio para escuchar la palabra de Dios. Hay que hacer silencio en la mente por lo menos. Cuando el momento de la predicación viene, olvídese de todo lo demás y guarde silencio en su mente y escuche la palabra del Señor.

Entonces, aquí hay otra cosa interesante. Dice, “varones israelitas, dice, y los que teméis a Dios, porque dice, si usted conoce de historia de Biblia, usted va a saber por qué dice ‘y los que teméis a Dios’. a quién se refería? Porque ya dijo varones israelitas, para qué necesitaba decir y los que teméis a Dios? a quién se refería él allí? A los gentiles. Quién dijo los gentiles aparte de Samuel? Levante la mano, se ganó 10 puntos si lo dijo. Es cierto porque en toda Congregación judía había también gente, lo que llaman en la Biblia prosélitos. Eran gentiles que estaban siendo interesados el judaísmo. Había romanos, griegos, gente que antes adoraban a dioses falsos y ahora eran como nuevos conversos y estaban allí, aunque eran gentiles pero quizás se habían convertido al judaísmo o estaban en proceso de conversión.

Y yo creo que en las iglesias cuando nosotros predicamos siempre tenemos que hablarle tanto a la gente vieja de la iglesia, perdone que le diga así, y también a la gente nueva que está buscando de Dios. a veces nosotros predicamos y solamente estamos hablando de transustanciación, de apocalipsis y qué se yo qué. Y la gente está allá, con qué se come eso? No saben. Y por eso es que hay que instruir a la gente nueva. Hay que predicar con miras también a los nuevos.

Una iglesia cuando hace las cosas a su Congregación, no solo puede pensar en los viejos, por eso es que yo les digo a los hermanos, mire, cuando usted está aquí al frente, compórtese de una manera que el nuevo que viene no piense que usted está loco o que le está dando un ataque al corazón. Y no es que nosotros no tengamos libertad en el espíritu, pero Pablo en el Capítulo 14, primera de Corintios habla acerca de que cuando estemos hablando en lenguas o lo que sea, lo hagamos decentemente y en orden por atención a aquellos que son nuevos, que no entienden nuestro lingo, nuestra forma de hacer las cosas. Dice, háganse las cosas de manera que haya cierta elegancia, cierto orden porque hay gente nueva que no entiende todo este asunto de los rituales evangélicos.

Y muchas veces los viejos dicen, no, pero por qué el pastor no me deja hacer esto, no me deja hacer lo otro? No es porque el pastor no es espiritual, es porque el pastor está atento a toda la Congregación y hay cosas que uno hace… si usted está solo con 10 hermanos que son veteranos en el Evangelio, mire, quítese la ropa si usted quiere, no importa, grite, patee, échese en el piso, si todos están en lo mismo, amén, gloria a Dios. Pero si hay gente nueva que no entiende esas cosas póngale atención porque hay que… el Evangelio es también para ganar a los inconversos, para ganar a los que no están en Cristo.

Es más importante eso que cualquier otra cosa. De qué sirve que usted se vaya de la iglesia con el moño bajado y con el traje deshecho pero usted sacó del Evangelio a dos posibles personas que podían venir porque están escandalizados y se van. Qué es mejor que usted se tenga su fiesta o que la gente entre al Reino de Dios? dígame usted. Eso es lógica.

Así que siempre tenemos que tener consciencia de los nuevos y no solamente pensar en que yo quiero mi fiesta y me la voy a dar aunque el mundo se vaya abajo. No. se necesita balance y por eso Pablo dice:

“…Varones israelitas y los que teméis a Dios…”

Óyeme está saliendo más material de este sermón que lo que yo pensaba cuando llegué aquí esta mañana. Y los que teméis a Dios oíd.

Entonces él comienza un recuento de la historia de los judíos y les habla de que Dios los sacó de Egipto, botó a 7 naciones más poderosos que ellos. Durante 450 años les dio jueces que dirigieran la vida de Israel y al cabo de ese tiempo dice, en el versículo 21:

“… Pidieron rey…”

Esto para el buen entendedor también hay un… ahí usted se agarra un momentito, pidieron rey. El Señor tenía una espinita cuando dijo eso, ‘pidieron rey’, recuerdan? Por qué? Porque los judíos dijeron, oye, pero todo el mundo tiene rey, la reina de Inglaterra, que la reina de Mónaco y nosotros aquí lo que tenemos es un alcalde pasado por agua. Nosotros también queremos un rey. Queremos ser una nación importante, y Dios dijo, “Hey, yo soy su rey, para qué ustedes necesitan ponerse a la moda?”

Los cristianos no tenemos que estar a la moda del mundo, hermanos. Lo que Dios nos da es bueno, aunque humilde y sencillo pero es mejor que lo que tiene el mundo. Y entonces, le dijo, “ustedes quieren rey?” Pues atragántense con un rey y les dio a Saúl. Y Saúl no se portó bien y Dios tuvo que sacarlo, y finalmente dice que se buscó a uno que era conforme a su corazón. Le dio a quién? A David. Están aprendiendo ahora.

Aquí dice que les levantó por rey a David. Saben, Dios se sintió ofendido cuando dijeron, queremos rey. Y Dios, ah bueno, y yo qué soy? Pero pidieron rey. Entonces les mandó a Saúl, después vino David.

Aquí hay toquecito interesante también. Dice que:

“…Levantó por rey a David de quien Dios también testimonió diciendo, “He hallado a David, hijo de Isahí, varón conforme a mí corazón…”

El único hombre del cual Dios dice en toda la historia que es un hombre conforme a su corazón, es David. Sin embargo, David cometió graves errores en su vida, lo cual me dice algo de cómo Dios trata a la gente. Por eso es que a mí la gente a veces me dice, pastor, fulanito está haciendo esto y lo otro, córtele la cabeza. Usted no sabe cuántas solicitudes yo tengo para decapitar gente en mi oficina ahora mismo, en el escritorio de mi oficina. Y yo les digo una cosa, que el corazón cuando uno adquiere un corazón pastoral es diferente la cosa, hermanos, porque yo he tenido que aprender lo que es la mentalidad pastoral a la mentalidad evangelística u otro tipo de mentalidades. Usted tiene que amarrarse con alguien con una soga vieja y sucia, caminar ese camino de la santificación y llevarlos paso a paso hasta que se le forme algo de la imagen de Cristo en su vida y aprendan a ser cristianos aunque sea mínimamente. Hay que perdonarlos y amarlos y tolerarlos y aconsejarlos y volver a tolerarlos y volver a aconsejarlos. Ese el trabajo pastoral.

Porque la gente siempre la va a embarrar, hermanos. El único soy yo, los demás todos son unos maganzones. David cometió tantos errores, fue un padre deficiente, tanto así que uno de sus hijos, Absalón, lo traicionó porque tenía tanto resentimiento por la forma en que David erróneamente quizás, pero también porque tenía un corazón corrupto. David era un mal padre. Me imagino que era bueno en muchos sentidos pero cometió graves errores.

Mató cantidad de gente, era sanguinario, tanto así que Dios le dijo, mira, no vas a poder construir ese templo porque por abajo va a estar corriendo sangre en todos los fundamentos del templo, así que lo va a hacer tu hijo, Salomón. Forzó una mujer, Betsabé, se forzó sobre ella y para esconder el pecado mandó a matar a su esposo, un hombre honesto, un general de su ejército, leal, fiel, íntegro, y lo mandó asesinar para encubrir el hecho de que esa mujer sobre la cual se había forzado, había concebido un hijo y eso iba a ser un escándalo nacional terrible. Y mandó matar al hombre para disimular todo el asunto.

Quiso engañar a este hombre para que se acostara con su mujer ya encinta de él, de David, para entonces que pareciera que había sido el esposo el que la había preñado y cuando él no quiso, porque era un hombre íntegro, entonces te voy a mandar cortar la cabeza. Cometió graves errores.

Por qué Dios dice, un hombre conforme a mi corazón? Es misterioso. Yo creo que la razón es porque David era un hombre que amaba a Dios terrible y poderosamente, primeramente y era un hombre que reconocía sus pecados y que no estaba por allá pantalleando. Era un hombre sincero, era un guerrero, era un hombre que había aprendido a pelear con manos, uñas y dientes y Dios le había encomendado una misión difícil y cometió sus cosas y sus errores, pero tenía un corazón tierno para con Dios y nunca se dobló ante un ídolo, siempre defendió el honor y la honra de Dios y su nombre.

Cuando Dios le señaló sus pecados él se tiró al piso, lloró, nunca se reveló contra la voluntad de Dios. fue tierno y amaba desesperadamente a Dios. y ¿Saben qué? Eso es lo que Dios busca.

La Biblia dice que al corazón contrito y humillado no despreciaras tu, oh Dios. Léase el salmo 51, contra ti, contra ti solo he pecado y he hecho lo malo delante de tus ojos para que seas reconocido justo en tu palabra y tenido por puro en tu juicio. He aquí en pecado me concibió mi madre, en pecado fui concebido y en pecado me concibió mi madre, he aquí [inaudible] secreto en lo íntimo [inaudible] sabiduría. Purifícame con hisopo y seré limpio. Lávame y seré más blanco que la nieve.

Ese era David, hermanos. Y ese corazón tierno que sabía sus pecados, conocía su pecado, se arrepentía, sabía que solo por la gracia y la misericordia de Dios, eso es lo que Dios busca en ti y en mí, un corazón tierno. Tu vas a fallar, tu vas a equivocarte, tu vas a hacer cosas en tu vida que van a ofender a Dios, pero si tu te arrepientes, tu amas al Señor, Dios te va a decir siempre, “No me voy a desentender de ti, voy a seguir contigo hasta la muerte.”

Cuando tu hagas algo que no agrada a Dios tírate al piso, llora, arrepiéntete, prométete que no lo vas a volver a hacer, no sigas pecando adrede, porque en una de esas el diablo te va a dar un golpe y Dios también te va a dar dos. Arrepiéntete, no celebres tu pecado, no peques adrede. Pero si pecas arrepiéntete y endereza tus caminos. Y Dios borrará tus pecados y no se acordará de ellos.

Cuando Dios hable de ti, no hablará de tus pecados, hablará de tus virtudes y de tu corazón. Por eso Abraham le falló a Dios y Dios lo llamó amigo. Por eso Sara se rió en incredulidad cuando Dios le dijo que iba a tener un hijo y después se habla de ella como la madre de la fe en Hebreos, con una mujer, no se menciona lo que ella hizo en error.

Por eso Pedro negó a Jesús y pudo después escribir epístolas maravillosas y ser una columna de la iglesia, porque el Señor busca un corazón arrepentido, tierno, que lo ame por sobre todas las cosas. Es una carrera difícil, en el camino tu vas a fallarle a Dios 10 veces, pero si te arrepientes y buscas su misericordia él será fiel para perdonarte una y otra vez. Déjale saber eso al mundo, hermano, háblale de un Dios de gracia y de misericordia.

Entonces, él habla de David, dijo que conforme a su corazón, y él los está llevando… mire cómo Pablo los está llevando a través de un proceso para llevarlos a Jesús. Cuando usted oye que un predicador de la Biblia menciona a David evangelísticamente, Jesús está ahí a la vuelta de la esquina. Por qué? Porque de la descendencia de David vino Jesús.

Los judíos exaltaban a David, eso fue el tiempo más glorioso de la vida de Israel, la historia de Israel, y Pablo dice, Dios les prometió un salvador que iba a venir del linaje de David. Y ¿Saben qué? Dice Pablo, así fue. Hay un hombre que se llama Jesús que vino de ese linaje.

Miren, versículo 23, “… De la descendencia de éste y conforme a la promesa Dios levantó a Jesús por salvador a Israel…”

Cada una de esas expresiones tiene importancia. Dios fue quien lo levantó. Dios le dijo a Jesús, éste es mi hijo amado en quien tengo complacencia, a él oíd. No fue Jesús que se levantó a sí mismo, Dios levantó a Jesús como su salvador y su representante. Si Dios no te levanta a ti no estés por ahí haciendo cosas, Dios quien levanta pastores, predicadores, es Dios, cuando Dios levanta a un hombre le da autoridad, lo bendice y le da todo lo que necesita para llevar a cabo su trabajo.

Entonces, Dios levantó a Jesús por salvador a Israel pero también a toda la humanidad. Esto es importante aquí. Cuando usted le predique a alguien el Evangelio, cuando usted comparta la palabra de Dios yo creo que una de las cosas que usted tiene que hacer, esto me lo estaba diciendo el Señor estas últimas dos semanas que estaba meditando en este pasaje, usted tiene que tomar a esa persona y háblele acerca de su situación previa, su historial persona, si usted la conoce. Porque Dios siempre tiene un propósito con cada hombre o cada mujer, desde que ese hombre nace o antes de que nazca, o esa mujer, ya Dios está tratando con él o con ella, queriendo llevarlo al conocimiento de Jesucristo. Todo lo que pasa en su vida es una ingeniería espiritual para llevar a esa persona al conocimiento de Jesús como su salvador.

Y eso es lo que yo veo aquí que Pablo le dice, miren, judíos, toda la historia de Israel desde Moisés, desde Abraham es un tratar de Dios para irlos llevando hasta la figura cúspide, culminante, la única que importa, Jesús. 450 años con jueces, 350 años en Egipto, 40 años en el desierto, 40 años con Saúl, 40 o cuántos años estuvo con David, después de eso cientos de años del período que sigue y el período inter testamentario, y finalmente levantó… él hizo una promesa, Dios le hizo una promesa a Abraham, que de su semilla toda la humanidad sería bendecida, todas las naciones de la tierra serían bendecidas, miles de años atrás, y ahora cuando llega Jesús se cumple esa promesa que él le había hecho al pueblo.

Dios nunca se olvida, hermanos. El hombre se olvida pero Dios nunca se olvida. Los hombres traicionamos a Dios pero Dios nunca nos traiciona a nosotros. La misericordia de Dios nunca abandonó al pueblo judío y en toda la historia del pueblo judío él estaba llevando a esa nación a un punto culminante y era cuando él levantara al Mesías que iba a arropar y atar ese tiempo de la historia para que se abriera otro tiempo, para que la humanidad ahora pudiera bregar directamente con él a través de la persona que él iba a levantar que es Jesucristo.

Y asimismo nosotros tenemos que decirle a la gente, mira, todos los eventos de tu vida, los fracasos, los abusos de tus padres, la miseria por la cual viviste en tu país, el divorcio, el hijo rebelde que te ha traicionado, las enfermedades que has tenido, los tumbones que diste, el alcoholismo, la droga, lo que te robaron aquel día en la esquina y te quitaron el dinero y te dieron una bofetada, todo eso Dios ha estado trabajando en tu vida para llevarte a una cosa, y es para que conozcas a Cristo como tu Señor y salvador.

Yo creo que es importante que nosotros le dejemos saber a la gente eso. Dios siempre está trabajando en la vida de cada individuo. Yo no creo que hay tiempo desperdiciado en una sola persona, hermanos. Dios siempre está trabajando para llevarte a ti, llevarme a mí, gloria a Dios si lo hemos conocido. Si tu has conocido a Cristo, mira, salta de alegría y de gozo, tírate al piso y dale gloria al Señor porque todo tu pasado, todo tu historial, tus pérdidas, tus fracasos, todo ahora Dios lo torna en bendición a la luz de Cristo Jesús en tu vida.

Tu futuro tiene significado. Tu pasado tiene significado. Tu presente tiene significado porque Cristo existe y porque Cristo vive dentro de ti. lo demás olvídate, eso es secundario. Lo importante es que tu tienes a Jesús porque él es quien te prepara para la eternidad. Cuando tu estés en la eternidad todo lo que tu has pasado aquí tendrá absolutamente ninguna importancia. Lo importante es que tu conozcas a Jesús.

Y por eso cuando le presente el Evangelio a la gente uno tiene que usar inclusive, los eventos de su vida, así como tu tienes que usar los eventos de tu propia vida, para fortalecer su confianza en la persona de Jesucristo. Tu tienes que levantar a Jesús ante la consideración de la gente y decirle, mira, no te preocupes, lo que ha pasado eso es agua, water under the bridge, que dicen en inglés. Eso no importa. La pregunta es qué tu vas a hacer con Cristo ahora? Porque Dios ha usado todas esas cosas para prepararte para un encuentro con el único que importa, el Hijo de Dios.

Fíjense cómo Pablo les presenta a Jesús como la culminación de la historia al pueblo judío. Y eso lo hicieron todos los grandes predicadores del Nuevo Testamento. Todo lo llevan a una sola persona, y yo creo que nosotros, tu y yo vivimos para una sola cosa y es para hacer a la gente consciente de que necesitan a Cristo. Nosotros debemos ser una maquinaria evangelística, en tu trabajo, en tu familia, en tu vecindario, dondequiera. Pídele al Señor que te abra la boca para tu compartir dondequiera que tu puedas acerca de Jesucristo.

Qué pasaría en esta Congregación, hermanos, si cada uno de ustedes comenzara a explotar las oportunidades que tienen para compartir a Cristo, entre sus amigos, entre su familia? Si tu hiciera una cena en su casa con miras a sacar un momentito y decirle, puedo orar? O que la conversación usted le dijera a ese amigo, a esas dos o tres amigas, mira, dame 10 minutos para hablarte de Jesús, y después yo te prometo que no te voy molestar más. Pero yo necesito, tengo un deber de decirte, te gustaría escuchar lo que Cristo ha hecho en mí vida, cómo él ha usado mi pasado, y yo creo que él tiene un propósito para ti y todo lo que tu estás pasando adquirirá significado si tu escuchas a Jesús.

Qué pasaría si nosotros consideráramos como el mayor deber y el mayor privilegio que tenemos el anunciarle a la gente acerca de Jesús y transformar su vida y su pasado conforme a lo que Cristo puede hacer en ellos? Eso es lo que Pablo hace.

Voy a terminar aquí, si los hermanos músicos pueden pasar por acá, porque hay tanto material. Dejémoslo allí y después ya yo arroparé esto. Hermanos, quizás Dios nos está llamando en esta mañana porque eso fue lo que a mí me impactó acerca de este pasaje. Había tanto material, yo no sabía cómo meterle mano. Yo vi a Pablo peleando como un gladiador en la arena ante estos judíos incrédulos para que ellos conozcan al Mesías, e ingeniándoselas para llevarlos en una manera sofisticada y compleja, hilvanando una hermosa tela de muchos colores para llevarlos a un punto culminante, prepararlos para un encuentro con Cristo.

Yo digo guau, yo tengo que aprender de eso, nuestra iglesia tiene que aprender de eso. Y cómo lo hace? Pablo conocía íntimamente la Biblia y conocía la historia de su pueblo y si tu vas a ser un evangelista efectivo tu tienes que conocer íntimamente la Biblia y tienes que conocer a la gente a quien tu le quieres ministrar. Tienes que hacerte parte de su vida con una sola intención, y es que Dios te use para llevarlos al conocimiento de Cristo.

Si tu no conoces la Biblia no vas a tener la autoridad que tiene la Biblia para hablar. Solamente la mujer, el hombre que conoce la palabra de Dios íntimamente y que ha tenido trato con Dios puede hablarle a otro con autoridad de la palabra de Dios y de Cristo Jesús.

Prepárate. Esos discipulados, eso no está ahí para entretener a la gente, eso es para entrenarte. Tómalos. Déjate de estar dando excusas de que no tengo tiempo, que trabajo mucho, que me duele la espalda. Reprende al diablo y ven y estudia la palabra, aprende, entrénate, prepárate porque Dios te ha llamado a ser un propagador del Evangelio.

Eso es lo único que justifica tu vida, te digo la verdad. Comparte el Evangelio. Y preséntale a la gente la persona de Jesús y usa su cultura, usa sus costumbres, usa su historial personal y atrápalos para que den su vida a Jesús, porque es lo único que importa en la vida. Cada día me convenzo de ellos más y `más, hay dos personajes en el mundo y uno tiene que escoger entre ellos dos, se me hace más claro cada día, o Cristo, que vino para que tengas vida, o el diablo que solo sabe matar, robar y destruir. Lo demás totalmente secundario. Ese es el Evangelio en una versión bien abreviada.

Y a cuál de los dos tu vas a escoger? Dios mandó a Cristo para que te liberara y te salvara y te sanara, y le diera significado a tu existencia. Y el diablo está aquí para asegurarse de que eso no se de en tu vida. A cuál de los dos tu vas a escoger? Y a cuál de los dos tu te vas a afiliar y con cuál de los dos tu vas a caminar en este mundo? Tan sencillo como eso. Caso cerrado.

Toda la ley y los profetas se resume en esta palabra. Bajemos nuestra cabeza un momento, que esta palabra que hemos escuchado se siembre en nuestro corazón y en nuestro espíritu en esta mañana. Si el Señor te está llamando a que seas más activo en compartir tu fe, recibe la palabra. Y si el Señor te está llamando a recibir a Cristo como el único que te da significado y valor, recibe la palabra y entrega tu vida al Señor y afíliate con Jesús de una manera o de otra.

Lo único que cuenta, lo único que vale, Cristo, todo va a hacia él, todo apunta hacia él, solamente. Qué vas a hacer tu con Cristo? Esa es la pregunta que Dios te hace. What are you going to do with Christ? What do you make of you?

Quiero dar una oportunidad, si alguien no ha recibido a Jesús como su Señor y Salvador todavía, si tu eres uno de esos judíos a los cuales Pablo le hablaba, o una de esa gente temerosa de Dios que escuchó ese mensaje y que hoy lo escucha de nuevo, y tu no has entregado sinceramente entregado tu vida a Jesús todavía, yo te invito a hacerlo porque él es el que le da significado a toda tu existencia y le da propósito a todo lo que ha pasado en tu vida y lo va a pasar en el futuro. Jesús, Dios ha estado tratando contigo desde el vientre de tu madre para llevarte a una sola cosa y es para que hagas alianza con el Hijo de Dios.

Yo quisiera dar la oportunidad si alguien no lo ha hecho todavía, si el Señor ha tocado tu vida y quieres hacerlo en esta mañana levanta tu mano, quisiera orar por ti. Habrá alguien que no lo ha hecho antes y quieres que oremos por ti en esta mañana? Y no te quieres ir de aquí sin dar ese paso habiendo escuchado esa palabra de Dios, me gustaría orar por ti en esta mañana.

Is there anyone that I can pray with if you haven’t received Christ yet as your Lord and Savior? Si no lo has hecho antes, vamos a darte una oportunidad, un momentito, no lo has hecho antes y quieres hacerlo ahora, levanta tu mano para poder orar por ti.

Habrá alguien? No lo has hecho antes. Gracias Señor, te adoramos, te bendecimos. Gracias Jesús. Amén. Y ahora todos aquellos que queremos apropiarnos de ese llamado de Dios, de tomar en serio a Jesús y a anunciárselo a la gente, predicarlo, cambiar nuestro estilo de vida para poder ser verdaderos portadores del Evangelio de Jesucristo, ahí en su corazón yo quiero que usted afirme la palabra que ha escuchado y si quiere levantar su mano, si quiere decir, Señor, yo quiero ser un predicador de tu palabra. Tomo en serio tu llamado, levante su mano también en señal de acepta este reto, hermano, quizás ahora mismo, acéptelo y levante su mano en señal de… allá arriba también si usted siente… me estoy refiriendo a ustedes allá en la galera arriba en el balcón también ustedes he llamado, comprométase, comprométase.

Si hay alguien más que necesita todavía… si tu quieres recibir a Jesús todavía hay tiempo, levanta tu mano. Yo le pido al Señor que haga de León de Judá una Congregación evangelística, estamos construyendo ese santuario y yo quiero llenarlo dos veces, como llenamos aquí el servicio aquí. cómo vamos a llenarlo? Tiene que ser con gente predicando el Evangelio, ustedes, yo no lo voy a hacer. Usted me lo tiene que traer aquí entonces yo le meto la zancadilla, pero usted me lo tiene que traer aquí primero. Tiene que traer, invitar a la gente, ore con ellos allá en su casa también. Ustedes pueden presentarle el Evangelio como Pablo lo hizo, como Bernabé lo hizo, [inaudible]

Yo necesito gente radical que me acompañe en esta batalla de bendecir nuestra comunidad y tornarla en una comunidad de fe que el diablo no pueda salirse con la suya como se está saliendo, con nuestros jóvenes y con los matrimonios y con los adultos de nuestra comunidad. Necesitamos que tu les hables de Jesús, tiene poder para deshacer las obras del diablo, deshacer las obras del que tiene poder sobre la muerte.

Preséntale a Cristo. Gracias, Señor. Gracias, Padre, por esta palabra, Padre, pedimos que esta iglesia sea transformada en una comunidad radioactiva, Señor, que anuncie tu palabra, que traiga los inconversos a conocimiento de Jesús. Gracias porque Cristo le ha dado significado a nuestra vida. Te adoramos y te bendecimos, Señor. Te amamos, Jesús. Te exaltamos, Señor. Gracias, gracias.

Sermón de Roberto Miranda grabado 21 de agosto 2011 en Congregación León de Judá Oir | Ver (100K) | Ver (400K)


Oir y ver más presentaciones grabados 21 de agosto 2011


Archivo de Sermones

Comentarios

 
 

bendecido la gloria a Dios el me ayudado me proteje me cuidad quisiera por favor me mande ese tema a mi correo me gusto y me bendijograndemente y tambien el de esther que ella tenia muchos trabando para ellas y a mi mes gusta ese libro de esther ella fue bendecida por Dios y ayudo a su pueblo para que no lo destruyeran sigan en los caminos de Dios

 
 

de un tiempo a la actualidad cada pregunta ke le hago a mi señor Jesucristo, el me pone en el lugar, la hora exacta, el medio que a el le place para responderme y creame pastor que este sermon a sido una respuesta maravillosa. Dios lo siga usando como instrumento para ser bendicion en todo lugar.

 
 

Impactante pastor Miranda!
Me encantan sus mensajes pentecostales, porque asta cuando se está leyendo se siente como queman.

 
 

Bendiciones soy una mujer muy bendecida por sus mensaje asi que le agradezco a Dios por sus vidas mi anhelo es que eso llegue a mas almas y ustedes sean doblemente recompensados porque Cristo viene con ella segun sea vuestra obra y ustedes trabajan para bendecirnos. Gracias

 
 

Bendiciones. Amados ustedes son bendición para mi vida. Los admiro mucho me gusta su estilo. La revelación que nuestro Dios les da. Me identificó con todos ustedes mi corazon se siente parte de león de judá aún a miles de km. Yo predico a Jesús y ese es mi estilo. Sigan adelante. Pido e Dios Más sabiduría y valor p cada uno de ustedes.

 
 

muy bendecido con su sermon me gustaria que me pueda enviar a mi correo mas material para enrriqueser mayor conosimiento y tener un conosimiento mas sercano de nuestro Dios

 
 

yo... me llamo igual a mi señor salvador.. mira mi nombre.
me llamo Jesus David.
Hasta ahora comprendo mi BENDICION.
Que maravilloso es verdaderamante conocer del REY DE REYES..
Gracias por esta palabra de poder.
TE PIDO QUE OREN POR MI PARA QUE EL ESPRITU SANTO DE DIOS ME CONCEDA EL DON DE DAR TESTIMONIO DE TU MISERICORDIA.
AMEN..
ATTE : JESUS DAVID

 
 

Me alegro por tus palabras y cuanto el Señor te usa! Escucho siempre tus sermones, Dios siga dando toda la abundancia a tu corazón y te siga moldeando con la sabiduría que llevas.

 
 

Gracias

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato