verdaderamente estamos tan enanos que no nos damos cuenta de las bendiciones que tenemos a nuestro alcanse gracias x esta bella refleccion no soy niña en el evangelio pero me faltaba una de estas sacudidas de mi señor grasias Dios le bendiga.

Responder

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato