estoy llorando despuès de leer este sermòn, porque me doy cuenta que todo lo estaba haciendo por obligaciòn, y no por amor, y màs lloro de saber que mi corazòn se ha en durecido pensando solo en mis prioridades, poniendo escusas, pero a dios no se le puede mentir, ni esconder, porque el conoce nuentras, verdaderas intenciones, por eso gracias por esta palabra, gracias señor por darme siempre una oportunidad.

Responder

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato